TDG Capítulo 236 Alas de la Ley

TDG  Capítulo 236 – Alas de la Ley

Xiao
Yu se quedó sin habla. Pero es
verdad. Con respecto a la
posición de discípulo del Maestro del Reino Abismal, solo Nie Li podía elegir
si quería o no probar ello.
Nie
Li miro a Xiao Yu mientras le sonreía ligeramente. Él solo le estaba tomando el pelo a
Xiao Yu. La razón por la que Nie
Li vino al Reino Abismal era dejar que él mismo o uno de sus compañeros se
convirtiese en discípulo del Maestro del Reino Abismal. Si se las arreglaran para adquirir esa
posición, serían capaces de garantizar la seguridad de la Ciudad Gloria.
En
el momento dado, Nie Lie sería capaz de refugiarse bajo el ala del Maestro del
Reino Abismal y así cultivar en paz. Podría
incluso ser capaz de entrar en el Reino Ruinas Dragón.
A
decir verdad, la Secta Plumas Divinas no se puede considerar la existencia más
poderosa del Reino Ruinas Dragón.

Si
se encontrara con los enemigos de su vida anterior, ¿qué haría? ¿Acaso aún existen en esta vida?
La
actual Secta Plumas Divinas todavía debería estar unida políticamente. Sin embargo, en el futuro debido a los
conflictos internos, se dividirá en varias facciones. Algunas de las facciones serían
absorbidas por otras sectas, mientras que las otras elegirían no existir. Sin embargo, todo esto debe suceder
dentro de cien años.
De
repente, las paredes al lado de Nie Li y Xiao Yu se transformaron en enormes
manos de piedra y trataron de atraparlos.
“¡No
es bueno!” La cara de Xiao Yu se puso pálida. Esquivo rápidamente las manos y dos
rayos de luz blanca aparecieron de repente a su alrededor.
*¡Auge!*
Las
manos de piedra chocaron con la luz blanca y  por un momento se quedaron quietas. Sin embargo, las manos de piedra
todavía podían moverse, por lo que fueron apretando escudo de Xiao Yu, tratando
de destruirlo. Xiao Yu sabía que
no podía mantener el escudo por mucho tiempo y gritó con urgencia, “¡No
puedo aguantar más! ¡Tenemos que
salir, rápido!”
Xiao
Yu corrió hacia el otro mientras Nie Li lo seguía de cerca.
*¡Boom!*
*¡Boom!* *¡Boom!*
Desde
las profundidades de la tumba antigua, Nie Li escuchó los sonidos de una
intensa batalla. Eran los
expertos Rango Semidiós luchando contra otra cosa en la tumba?
Nie
Li y Xiao Yu siguieron bloqueando las manos de piedra mientras corrían.
Una
voz espantosa surgió de las entrañas de la tumba.
“Clac,
clac, clac. Nunca pensé que
alguien pudiera ser realmente capaz de entrar en este lugar. ¿Ustedes pensaron que esta es la tumba
donde escondí mis tesoros? ¡Esta
tumba ancestral es en realidad mi verdadero cuerpo! Al devorarlos a todos ustedes, puedo
restaurar gradualmente mi chispa divina. ¡Ming
Fei, usted ha estado tratando de contenerme, pero eso es imposible! ¡Mi Ley de
la Muerte está en un nivel aún más alto que su Ley del Abismo!”
Al
oír la voz de la Tumba Ancestral, Nie Li no pudo evitar hacer una mueca.
 Esta voz debe pertenecer al Dios de la
Muerte.
 Dado que el Maestro del
Reino Abismal sin duda ha visitado antes el Reino Ruinas Dragón es probable que
ya haya alcanzado un nivel más alto de cultivo.
 Mientras tanto, el Dios de la Muerte
aún estaba encerrado aquí, y se ha vuelto terco en cuanto al tema de que su ley
es más fuerte.
La
energía realmente poderosa sería la Energía Celestial. Después de todo, el poder de la ley no
era más que una forma más pura de la fuerza alma. Mientras tanto, los seres como el Dios
de la Muerte no eran más los espíritus de la ley del Mundo Diminuto.
Numerosas
manos seguían tratando de agarrar a Nie Li y Xiao Yu, tratando destruirlos.
Xiao
Yu frunció el ceño por un breve momento y resopló, “¡Ese viejo murciélago,
el Dios de la Muerte, en verdad todavía no ha muerto!”
*¡Boom!*
*¡Boom!* *¡Boom!*
Xiao
Yu siguió liberando energía de sus manos, volviendo las manos de piedra en una
lluvia de pequeños fragmentos. Sin embargo, mientras Xiao Yu lograba destruir
otra ola, una de las manos logró golpearlo y lo envió volando varias decenas de
pies. La cara de Xiao Yu se volvió
espantosamente pálida.
La
mano de piedra contenía algún tipo de poder de la ley de la muerte que estaba
tratando de invadir su cuerpo. Subestimó
demasiado su fuerza.
¿Por
lo que esta Tumba Ancestral es en realidad el cuerpo del Dios de la Muerte? Si ese es el caso, ¿por qué Nie Li tendría
que molestarse en ser amable con él?
Se
transformó rápidamente en el Panda Colmilludo y formó una esfera negra y una
esfera blanca mientras ensanchó la boca. Escupió
y las esferas blanca y negra volaron hacia el final del camino.
*¡Auge!*
Una
aterradora explosión se escuchó desde el otro extremo de la Tumba Ancestral y fragmentos
de piedra salieron volando.
La
aterradora explosión incluso hizo temblar el corazón de Xiao Yu cuando la vio. ¡La Explosión Ying Yang de Nie Li era
demasiado aterradora! ¡No se veía
de ninguna forma como una habilidad de un Rango Oro Negro! ¡Ese tipo de poder, probablemente,
alcanzó el pináculo del Rango Leyenda!
Entonces,
Xiao Yu se quedó totalmente sorprendido cuando se dio cuenta de que una sola
Explosión Ying Yang no era suficiente para Nie Li ya que empezó a lanzarlo como
loco.
Múltiples
esferas blancas y negras volaban por todo el lugar.
*¡Boom!*
*¡Boom!* *¡Boom!*
Terribles
explosiones hicieron eco en toda la zona.
Bajo
el poder destructivo de la Explosión Ying Yang, los muros de piedra se
derrumbaron volviéndose polvo, como si fueran plantas que se habían marchitado.
¡Explosión
Ying Yang x10!
Nie
Li todavía no se detenía y comenzó a reunir la energía para una súper Explosión
Ying Yang. El poder de la ley en
su Reino Alma fue succionado al instante. Bajo
el impacto de esta súper Explosión Ying Yang, la pared se desintegró.
Nie
Li y Xiao Yu salieron por el hueco de la pared.
En
un lugar de gran área, expertos Rango Semidiós de todas las razas aparecieron
uno tras otro en el campo visual de Nie Li. Cada
uno estaba fuertemente atado con cuerdas que parecían arterias ya que absorbían
la energía de sus cuerpos, la energía fluía hacia una lejana reserva.
Todos
los expertos Rango Semidiós parecían marchitos hasta el punto de que incluso el
abrir sus ojos era una tarea difícil, por no hablar de ser incapaces de luchar.
En
el centro de ese vasto espacio estaba un gigantesco corazón negro, que no
dejaba de latir.
“¡Jajaja,
más personas han venido a morir! ¡En
ese caso, voy a ayudarlos!”
Múltiples
cuerdas se dirigieron hacia Nie Li y Xiao Yu y el horrible aura de muerte era
emanado de ellas.
Al
sentir la aterradora aura de muerte, la expresión de Xiao Yu sufrió un cambio
drástico y advirtió en un tono de urgencia, “¡Cuidado, estos contienen el
poder de la ley de la muerte!”
La
Ley de la Muerte estaba en un nivel superior, estando a la par con las leyes
del Abismo, la oscuridad y la luz. Sin
embargo, en algunos aspectos, la Ley de la Muerte podría también ser llamado la
más mortal entre ellas.
“¡Xiao
Yu, ve y salva a los expertos Rango Semidiós! ¡Lo
voy a detener!” instó Nie Li. Si
esta Tumba Ancestral era realmente el cuerpo del Dios de la Muerte, entonces,
tratar de salir por sí mismos sería muy difícil. ¡Primero tenía que rescatar a estos
expertos Rango Semidiós para poder tener más ayudantes!
Ante
las palabras de Nie Li, Xiao Yu no vaciló. Sacó
una larga espada y cortó hacia las cuerdas que ataban a los expertos Rango
Semidiós.
“¡Jajaja! Ustedes dos, ¿quieren destruir mis
Cuerdas del Origen que se hicieron a través de mi Ley de la Muerte?”
En
el momento en que la voz se posó en sus oídos, la espada larga en la mano de
Xiao Yu entró en contacto con las cuerdas y las rebano. Los expertos Rango Semidiós fueron
liberados de su cautiverio, uno tras otro.
“¡Eso
es imposible! ¡¿Cómo es posible que
las cortaras?!” El tono del dios de la muerte demostraba su ilimitado
asombro.
Esa
espada que portaba Xiao Yu no era un arma ordinaria. Debe ser un elemento del Reino Ruinas
Dragón. ¿Pero una espada que
contenía Energía Celestial no tendría que ser invencible?
El
aura de muerte iba hacia Xiao Yu ya que el Dios de la Muerte trató de
detenerlo. Sin embargo, Nie Li se
colocó entre el aura de la muerte y Xiao Yu.
Detectando
el poder de la ley de la muerte dirigiéndose hacia él, Nie Li dejó escapar un grito
solemne mientras reunía en sus manos el poder de las leyes de la Oscuridad y la
Luz, deteniendo el avance del aura de la muerte. Los dos poderes de la ley formaron un
escudo perfecto y envolvieron a Nie Li.
*¡Boom!*
*¡Boom!* *¡Boom!*
Las
leyes de la Oscuridad y la Luz se enfrentaron continuamente contra la Ley de la
Muerte que había impregnado el aire. Se
podían escuchar varias explosiones.
“¿Qué
está pasando?” El tono del dios de la muerte estaba temblando, “Las
Leyes de la Oscuridad y la Luz… dos poderes de la ley totalmente opuestas ¿de
verdad aparecieron en el cuerpo de una persona?”
Por
lo que el Dios de la Muerte sabía, eso era algo simplemente imposible. ¡Esta persona ha superado con creces
sus conocimientos!
“Sin
embargo, todavía tienes que alcanzar el Rango Semidiós. ¡Todavía eres demasiado precoz como
para enfrentarme! “El Dios de la Muerte gruñó con frialdad mientras
movilizó un poder de la ley aún más fuerte con el cual bombardear a Nie Li. “¡Quiero ver que tan capaz eres
de manejar dos poderes de la ley a la vez!”
Nie
Li empujaba violentamente hacia adelante las leyes de la luz y de la oscuridad,
pero apenas pudo soportar la Ley de la Muerte. Después de todo, el Dios de la Muerte
podía controlar más poder de la ley de lo que harían doce Nie Li juntos.
El
aura de la muerte abrumo a Nie Li y empezó a corroer rápidamente su cuerpo.
El
aura de la muerte, incluso había penetrado en su Reino Alma.
Nie
Li frunció el ceño al sentir un dolor terrible que desgarro su mente. Este tipo de dolor no era algo que una
persona común podría imaginar. Sin
embargo, en ese momento, Nie Li todavía era capaz de mantener una conciencia
lúcida.
Con
la fuerza perdurable de la Ley de la Muerte, Nie Li siguió manipulando las
leyes de la Oscuridad y la Luz para someter a la Ley de la Muerte dentro de su
cuerpo.
¡Mierda! ¡No eres mucho Ley de la Muerte!
Nie
Li de repente sintió que la vid dentro de su cuerpo crecía y absorbía
rápidamente la Ley de la Muerte. Sintiendo
los cambios, Nie Li cambió sus pensamientos y decidió permitir que la Ley de la
Muerte estuviera en su Reino Alma, haciendo que la vid la absorbiera.
La
ley de la Muerte seguía siendo absorbida por la vid, como un torbellino sin
fondo.
“¡¿Qué
está pasando?!” La voz en el vacío, una vez más, estaba totalmente
asombrada. ¿De verdad estaba absorbiendo
su Ley de la Muerte? ¡Esto no
tiene precedentes!
El
que una persona tenga tanto las leyes de la oscuridad y la luz ya era
increíble. Además de eso, esta
persona ha logrado absorber la Ley de la Muerte. Este hecho infundió temor en el
corazón del Dios de la Muerte.
Los
Dios Espirituales supuestamente no tenían rival en el control de su respectivo
poder de la ley. Los poderes de
la ley con aspectos similares al suyo cayeron por completo bajo su
jurisdicción. Pero ahora, Nie Li
había arrebatado ferozmente su ley de la muerte, alejándolo de él.
Después
de la absorción de la Ley de la Muerte, la comprensión de Nie Li sobre el poder
de la ley llegó a un nivel aún más alto. Los rastros de la comprensión pasaron
por su cabeza.
De
repente, un intenso dolor se extendió por todo su cuerpo y Nie Li dejó escapar
un aullido de dolor ya que su espalda se sentía como si estuviera siendo
desgarrada. Un ala blanca salió
del omoplato derecho. Inmediatamente
después, un ala de color negro emergió desde el otro lado.
Un
ala blanca y otra negra. Una
parte era tan pura como la nieve recién caída. El otro era negro azabache, tan puro
como si no tuviera rastro de ningún otro color. El par al menos media tres o cuatro
metros. Las leyes de la luz y la
oscuridad giraban constantemente alrededor del cuerpo de Nie Li.
*¡Bang
Bang Bang!*
La
dispersión de la poderosa energía por los alrededores, con Nie Li en el centro.
Nie
Li nunca se imaginó que antes de que pudiera cultivar la energía celestial, lo
primero que haría sería comprender profundamente el poder de la ley. Los dos tipos de poder de la ley se
elevaron violentamente en su cuerpo hasta llegar a un nivel alarmante, hasta el
punto de que ya no podían ser contenidos dentro de su cuerpo y estaban filtrándose
constantemente.

Nie
Li repentinamente abrió los ojos y una luz divina apareció.
TDG Capítulo 235 Secta Plumas Divinas
TDG Capítulo 237 Espada Helada del Caos