SOTR Capítulo 1221: El Orgullo del Retiro Shura

SOTR Capítulo 1221: El Orgullo del Retiro Shura

El rey de la píldora Ce era un hombre inteligente. Su investigación previa le había informado que el Monarca Nube Alta era el mejor de los cuatro de la Sagrada Montaña Peafowl. Aunque él mismo no era débil, no era realista afirmar que el rey de la píldora podía vencer a uno de los monarcas de Peafowl. A lo sumo, eran más o menos comparables.

Cuando ese era el caso, un duelo entre dos cultivadores dependía en gran medida de sus estados de ánimo y mentalidad. El rey de la píldora Ce quería atacarlo psicológicamente para crear una apertura. Si aparecía una, no importa cuán pequeña, seguro se agarraría a esta.


El rey de la píldora Ce no era necesariamente el cultivador más fuerte, pero como genio
del dao de la  píldora , tenía instinto y sensibilidad superiores a la
mayoría de los demás cuando se trataba de detectar aperturas de batalla.
Eran sentidos reservados para la élite.


Sin embargo, el Monarca Nube Alta no se vio afectado por su provocación. Él ya había escuchado de Jiang Chen que el rey de la píldora Ce era un poco más débil que el rey de la píldora Hui. Aunque
no estaba seguro de dónde había sacado esa información el joven señor
Zhen, confió en Jiang Chen lo suficiente como para tomarlo a su valor
nominal.
Por lo tanto, las tácticas de intimidación del rey de la píldora Ce no le hicieron nada al monarca mentalmente.


Tenía una estrategia, y se estaba apegando a ella. No perder era su prioridad, en base a lo cual podría intentar obtener una victoria eventual. Era un plan conservador, pero eso encajaba perfectamente en la personalidad del monarca. A Nube Alta no le gustaba el descaro y la impudencia. Su línea de pensamiento era a la vez simple y potente y contrarrestaba perfectamente a la del rey de la píldora Ce.





El rey de la píldora sabía que no tenía ninguna ventaja basada únicamente en el dao marcial. Por lo tanto, planeó abrumar a su oponente con pura ferocidad. Era un enfoque que sacrificaba la resistencia, pero era una solución aceptable. Si el Monarca Nube Alta aún no tenía un plan, podría ser intimidado hasta la sumisión por vacilación inicial.

Eso también fue lo que el monarca se dio cuenta después de su conmoción desde el principio. La fiereza se desvaneció. Aún así, entender la debilidad de su oponente no era lo mismo que explotarla. El rey de la píldora Ce podría no ser el más fuerte de los cultivadores, pero tenía agudos sentidos marciales. Cada movimiento del 
Monarca Nube Alta se predijo.

Hubo una ráfaga de ataques experimentales de ambos lados. El vaivén fue instructivo para ambos combatientes de las habilidades de su oponente. En términos de fuerza bruta, el Monarca Nube Alta fue ligeramente superior. En términos de experiencia e instinto, lo mismo fue cierto para el rey de la píldora Ce. Los dos estaban igualados. Ninguna de sus maniobras parecía ganar terreno para ninguno de los dos.


Al
darse cuenta de que la batalla había llegado a un punto muerto, Monarca Plumscore de la Sagrada Montaña Peafowl suspiró suavemente.
“Si continúa así, no creo que a Nube Alta le resulte fácil ganar”.


Monarca Balance Temporal aplastó un puño contra el reposabrazos de su silla. “¡No creo que el Retiro Shura tenga a alguien tan fuerte además del Sol,  Luna y Estrella!”







“De nada sirve decir eso ahora”, se lamentó el Monarca Zorro Salvaje. “Si ganamos esta ronda, al menos tendremos alguna esperanza. Si no podemos, incluso si es un empate … será un desastre “.

Sí,
aunque la Sagrada Montaña Peafowl parecía estar igualado con el Retiro Shura actualmente con un puntaje de cuatro-dos-cuatro, no había
ninguna posibilidad de que las dos rondas restantes pudieran ser
ganadas.
Por lo tanto, la ronda del Monarca Nube Alta fue el último rayo de esperanza para la Sagrada Montaña Peafowl. A los ojos de los monarcas al menos, esta pelea fue clave.


Todos los del Retiro Shura parecían mucho más relajados. Aunque el rey de la píldora Hui había perdido contra el Emperador Inigualable en la última ronda, no había otro resultado posible. No hubo insatisfacción alguna en las caras del emperador Shura y Li Jiancheng. Habían planeado perder la ronda previa. Parecía que el el rey de la píldora Ce probablemente también terminaría empatado.


“Maestro, la situación es muy buena para nosotros ahora. Si el rey de la píldora Ce puede ganar esta ronda, entonces triunfaremos seguro. Aplastarás fácilmente a ese chico Zhen, y yo puedo derrotar a la chica bonita de allí sin ningún problema. Esa será una victoria convincente sobre la Sagrada Montaña Peafowl con seis victorias, tres empates y cuatro derrotas. El trono de Capital 
Veluriyam es ya casi tuyo”.

Los ojos de Li Jiancheng se encendieron con fervor y no pudo evitar mirar a Huang’er. Estaba
casi emocionado por el final de la pelea actual, por la oportunidad de
mostrar sus habilidades en dao marcial ante la majestuosa belleza
que iba a ser su oponente en la siguiente ronda.
Él quería conquistarla con su despliegue de talento.





Había enfrentado el rechazo de ella una vez antes, pero no se desanimó por el pasado. En su opinión, solo necesitaba deshacerse del lavado de cerebro del tipo Zhen. Mientras
pudiera demostrar una fuerza lo suficientemente inmensa como para
aplastar los sueños de la  Sagrada Montaña Peafowl en polvo fino, la
chica delicadamente hermosa entendería la verdad de las cosas.
Él podría hacer lo que sea con ella entonces. De hecho, ella debería arrojarse en sus brazos.


Para la perspectiva de Li Jiancheng, el mundo del dao marcial era muy pragmático. Las cultivadoras preferían especialmente a los más fuertes. Huang’er tenía una presencia y gracia extraordinarias, pero seguramente no era la excepción. ¿No era su dependencia de Zhen debido a su embeleso con sus hazañas embellecidas?


Li Jiancheng no estaba satisfecho con esto. Juró en su corazón que prevalecería sobre Huang’er por completo con el dao marcial. Él quería su devoción incondicional.


El emperador Shura vio a través de los pensamientos de su discípulo. “Jiancheng, sé lo que estás pensando”, instruyó seriamente. “Es normal que los jóvenes piensen y actúen con algo de salacidad. Aún así, en tu lucha dentro de poco, no podrás perder la calma ni subestimar a tu enemigo. Esa chica parece suave, pero no es débil. Si pierdes debido a un error de cálculo, lo castigaré severamente. ¡Es posible que tu estatus de joven señor sea removido, y serás desterrado del Retiro Shura! “







Los jóvenes debían ser disciplinados. El emperador Shura estaba inmóvil en este punto. Estaba bastante preocupado de que Li Jiancheng se precipitara a la batalla por el deseo de impresionar.

Li Jiancheng sintió un escalofrío pasar por su corazón. Frías gotas de sudor se formaron en su cuello. Realmente se había dejado llevar demasiado con sus ensoñaciones y fantasías. Las duras palabras del emperador Shura lo ayudaron a recuperar la compostura. Así es, este no era el momento de subestimar a su oponente o dejarse llevar. ¡Tenía que usar la fuerza absoluta para apoderarse del corazón de la chica!


“No te preocupes, maestro. No te avergonzaré en este día. ¡Seguro que ganaremos la competencia! “Garantizó el  discípulo 
principal del Retiro Shura.

El emperador Shura asintió. La reacción de Li Jiancheng le aseguró que su discípulo se había liberado de su ensoñación previa. Mientras
Li Jiancheng tomara la batalla en serio, el emperador estaba muy seguro
de que le iría muy bien contra la así llamada ‘señorita Huang’er’.
La chica era misteriosa por derecho propio, pero seguramente no podría ser más fuerte que el joven señor Zhen? Li Jiancheng tampoco es exactamente más débil que el joven señor.


La batalla entre el rey de la pídlora Ce y el Monarca Nube Alta estaba llegando a su fin. Los dos seguían yendo sin muchos resultados, el saldo de la victoria no se inclinaba hacia ninguno de los lados. Parecía que la batalla estaba por terminar en otro empate.







Eso no era problema si Li Jiancheng no podía vencer a Huang’er. El puntaje sería de cuatro victorias, dos empates y cuatro derrotas. Incluso si el rey de la píldora Ce y Li Jiancheng empataran, el puntaje se
establecería en cuatro victorias, cuatro empates y cuatro derrotas.


El emperador Shura casi quería que sucediera algo así. ¡Solo entonces su batalla final con el joven señor Zhen podría ser considerada decisiva! Mejoraría tremendamente el valor de su victoria.


La
pelea final como la única que decide el ganar o perder … si el emperador
Shura ganara tal pelea, sería un golpe mucho más contundente contra
la Sagrada Montaña Peafowl.
Confiaba perfectamente en su destreza del dao marcial, incluso más de lo que  había estado con sus talismanes. Con talismanes, había una pequeña posibilidad de derrota. Pero con Dao marcial, debería haber absolutamente cero.


Hubo rumores de que el chico era de medio paso al reino emperador. Incluso si se abrió paso al reino  emperador recientemente, ¿y qué?


¿Un joven en el reino emperador inicial compitiendo con un gran emperador de tres mil años? ¿Eso suena realista?


¡De ningún modo!







El mundo del dao marcial fue extremadamente duro. No se podía negar la fuerza de los fuertes o la debilidad de los débiles. Se suponía que los jóvenes lucharan contra los jóvenes. Era
posible desafiar a través de los niveles, pero ¿cuántos niveles había
entre el reino emperador inicial y el reino gran emperador?

(el reino del gran emperador creo que es el medio paso al reino empireo, aunque sigue siendo del reino emperador)

Fue absolutamente imposible. El mundo del dao marcial no tuvo instancias de que algo así tuviera éxito. Tal vez lo había, pero el emperador Shura nunca había oído hablar de eso, ni tampoco creía que le pasaría a él.

El chico Zhen era muy talentoso de hecho. El emperador lo había notado durante el Ranking de Jóvenes Señores. Por eso estaba seguro del resultado de su pelea. Zhen era lo suficientemente fuerte como para enfrentarse a Li Jiancheng a lo sumo. Caería como una hormiga ante el poder del emperador Shura.

El emperador tenía todas las creencias de que la pelea terminaría en minutos. De hecho, estaba planeando cortar al joven donde estaba parado. No había vergüenza en cortar un problema de raíz.




¿No se suponía que era un genio? ¿El joven señor de la Sagrada Montaña Peafowl?

Una muerte accidental en la arena solo provocaría chismes en el corto plazo. ¿Quién recordaría a una persona muerta a la larga? Además, tendría el control sobre toda Capital Veluriyam en ese punto. ¿Quién se atrevería a hablar en contra de él? ¿Los cuatro monarcas de la Sagrada Montaña Peafowl? Si todavía podrían quedarse, todavía estaba en el aire.

Emperador del Dragón Enrollado? ¿Emperador del vacío?

Si fueran discretos, sería mejor que fingieran ser estatuas inmóviles; que solo sirvan para mostrarse en lugar de tener poder. Si no lo hicieran, entonces haría todo lo posible para eliminarlos. Si eso falla, definitivamente tendrían que ser enviados a otro lugar.

¡Capital Veluriyam sería enteramente suya entonces! Apenas terminó su último pensamiento antes de que concluyera la pelea en la arena. Las cuatro horas pasaron y la conclusión extraída fue oficial; ninguna de las partes había ganado la pelea.

Bookmark(0)
SOTR Capítulo 1220: Doblegando Fuertemente
SOTR Capítulo 1222: Ve y Enséñale Una Lección, Huang er