Menu Devilnovels
@devilnovels

Devilnovels

Maestro de Bestias de las Eras Capitulo 295

Capítulo 295 – Otro avance

Tianming llevaba menos de tres horas practicando Destrozar el Cielo frente a la tumba del Pugilista Trivita cuando la Montaña Shenxiao se vio envuelta en rayos brillantes. Las llamas carmesí y los truenos negros nacieron casi al mismo tiempo. Las llamas arreciaron, los relámpagos parpadearon y los truenos rugieron. Esto anunciaba el éxito de las evoluciones de Ying Huo y Miau miau tras refinar su maná celestial.

Aunque no se consideraba una verdadera evolución, significaba un crecimiento real y una forma de romper sus ataduras de la Línea de Sangre, así como de desenterrar las extraordinarias habilidades que verdaderamente pertenecían a las Bestias del Caos Primordial. Las furiosas llamas y los rugientes truenos eran tan terribles que Tianming podía sentir sus transformaciones a pesar de estar separados por varias montañas.

Casi parecía como si dos Bestias del Caos Primordiales permanecieran latentes. Esas auras tan violentas y poderosas pertenecientes a las Bestias del Caos Primordial sólo habían levantado la cabeza y puesto a temblar a todas las bestias por debajo de las Bestias Santas de cuarto orden.

Tianming estaba exultante. El maná Celestial ya era lo mejor que podía ofrecer la Secta del Gran Oriente. Detuvo temporalmente su cultivo de Puñodemonio Trivita y dejó a Li Wudi para regresar a la Montaña Shenxiao.

Al poner un pie en la montaña, Tianming vislumbró por fin sus nuevas apariencias. Miau Miau, cuyo tamaño y aspecto seguían siendo los mismos, seguía siendo mono, temperamental y tonto. El único cambio era que sus patas rosas se habían vuelto rojo sangre. Sobre sus cuatro patas, veinte Garras de Sangre del Demonio Venenosos brillaban con un lustre sanguinario, afilado y espinoso, totalmente incompatible con el temperamento de Miau Miau. Sin duda, el cambio más evidente eran las cuarenta y siete estrellas de sus ojos, que demostraban que ahora era una Bestia Santa de cuarto orden.

“Ni siquiera refinar el maná celestial y convertiros en Bestias Santas ha conseguido haceros más dominantes. Estoy muy decepcionado con vosotros dos”, suspiró Tianming. Había esperado al menos un aumento de tamaño. Al fin y al cabo, en las imágenes que Tianming había visto, Ying Huo era tan enorme que una vez se había tragado el sol. Sin embargo, con más de cuarenta estrellas, Ying Huo seguía siendo el pollito fresco y delicioso. Se avergonzó de ver a Tianming.

“¿Tú qué sabes? Esto sólo significa que las Bestias del Caos Primordial somos tan terroríficas que estamos más allá de tu imaginación!”, argumentó Ying Huo.

Ying Huo tenía razón. El maná Celestial tenía un efecto tan insignificante en su crecimiento. Además, Tianming había visto el interminable río de estrellas en sus ojos, una prueba de lo temible que era el Fénix Infernaleterno.

Tianming cogió al polluelo y lo observó detenidamente, fijándose en que la pelusa de sus alas se había convertido en afiladas plumas doradas que ardían con llamas y rebosaban ki de espada.

“Las Garras de Sangre del Demonio Venenoso de Miau miau son ahora tan duros como las Bestias Santas ordinarias, y también lo son mis Cuchillapluma de Llama Doradas. Nuestro crecimiento provocará un aumento de su dureza para que puedan utilizarse como armas. Son incluso más duras que tu espada”, presumió el pollito.

“¡Vamos a intentarlo!”.

Tianming desenvainó Dragón de Ónice, llegando a chocar con la Cuchillapluma de Llama Dorada de Ying Huo, los dos bandos trabados en combate. Las alas del polluelo no sólo eran duras y afiladas, sino que también poseían ki de espada de llama dorada, lo que provocó un aumento de la letalidad de Muerte del Hombre-Tierra-Cielo e Intención de Espada de Dios del Vacío de Ying Huo.

“¡Increíble!” Tianming se rindió ante el poder de la Cuchillapluma de Llama Dorada, que había hecho subir a cuarenta y nueve estrellas. ¿Quién creería que una Bestia ligadavital era capaz de cultivar artes de batalla hasta ese grado?

“¿Quieres probar mi Garra de Sangre del Demonio Venenoso?”, exhaló Miau Miau.

“Suéltame. No te atrevas a volver a subirte a mis hombros”, advirtió Tianming.

No era cosa de risa. Un golpe de Ying Huo provocaría como mucho una herida superficial, pero un arañazo de Miau Miau significaba un envenenamiento de la sangre que podía conducir a la muerte.

“Basura”.

“Cobarde”. Con un brazo alrededor del hombro del otro, las bestias sonrieron triunfantes.

“Miau Miau, te pido disculpas porque la cobardía de mi hermano haya arruinado tu diversión”.

“Hermano pollo, no pasa nada. No será el único cobarde que se acobarde bajo mis garras”.

¿Era así como debía comportarse una Bestia ligadavital? Era claramente rebelde.

“¡Deja de presumir y empieza a cultivar!” espetó Tianming.

Tenía muchos vinos finos almacenados en su propio anillo espacial. Así, se plantó ante la tumba de Li Shenxiao. “Primer ancestro, el descendiente Tianming ofrece vino en agradecimiento por tus bendiciones. Ancestro, mis dos Bestias ligadavital han evolucionado y han roto numerosas ataduras de la Línea de Sangre. Es hora de que cultivemos juntos y mejoremos mi físico. Por favor, bendícenos con un avance trascendental hacia la siguiente etapa”.

Tianming iluminó la tumba de Li Shenxiao, permitiendo que los ochenta y un patrones celestiales santos brillaran una vez más.

“La tumba de Li Shenxiao reúne la energía espiritual del cielo y de la tierra para mí, mientras que mis Bestias ligadavital son apoyadas por la Torre Principal en mi espacio vital. Ahora que han roto más ataduras de su Línea de Sangre, no hay mejor momento que el presente. Partiendo de esta premisa, yo también debería ser capaz de transformarme”.

Tianming volvió a meter a las dos bestias en su espacio vital. Cada momento antes de las Guerras del Reino era una carrera contra el tiempo.

“Cuando la Bestia ligadavital de Yuwen Shengcheng evolucionó de una Bestia Santa de ocho estrellas a una de segundo orden, su Línea de Sangre se mejoró. Durante el cultivo simbiótico, todo ello contribuyó a su avance. Sin embargo, Ying Huo y Miau miau evolucionaron directamente de Bestias ligadavital de ocho estrellas a Bestias Santas de cuarto orden”.

¿Qué cambios estremecedores habían tenido lugar en el Fénix Infernaleterno y el Demonio Trueno Caos del Génesis? ¿Qué ocurriría cuando esos cambios se transfirieran a él?

Tianming estaba ansioso por averiguarlo. “¡Empecemos!”

Los tres se convirtieron en uno en el cultivo simbiótico. Parecía casi como el primer cultivo simbiótico de Tianming con Ying Huo. Entonces, sus venas de bestia eran como dragones, comparadas con las míseras lombrices de Tianming. En ese momento, su fuente infernal parecía un lago, mientras que la de Tianming reflejaba un pequeño estanque. No sólo se había expandido su fuente infernal, sino que incluso su físico, talento, fuerza y venas de bestia habían superado a Tianming en varias veces. Se trataba de la ruptura de las ataduras de la Línea de Sangre provocada por el maná Celestial.

Aunque los exteriores de Ying Huo y Miau Miau apenas habían cambiado, sus cambios internos eran alucinantes. Incluso la Fuente de Rayo de Miau Miau se había expandido hasta alcanzar el tamaño de incontables Demonios Trueno Caos del Génesis.

El poder infinito de sus líneas de sangre, así como sus otras cualidades físicas, infundieron a Tianming. El proceso equivalía a crear otra Bestia del Caos Primordial, resultado de la integración entre el cultivo simbiótico y las Bestias del Caos Primordiales convertidas en Bestias ligadavital. El significado del cultivo simbiótico se exhibió en este momento.

Tianming no estaba saqueando su Línea de Sangre, sino heredando y compartiendo. Equivalía a duplicar tanto el físico Infernal Eterno como el del Caos del Génesis e integrarlos perfectamente en su propio cuerpo. Durante este proceso, su carne y su sangre crecieron rápidamente. Tianming parecía ahora una Bestia del Caos Primordial de tipo dual de trueno y fuego. La metamorfosis de su carne bastaba por sí sola para situarle muy por encima de sus compañeros.

La pura resistencia que ahora poseía le sería de gran utilidad en combate. Pero esto era meramente externo; el verdadero cambio se reflejaba internamente. Sus venas de bestia se hicieron varias veces más gruesas, por lo que hacer circular ki de bestia le resultó incomparablemente fácil, y sus dos enormes Fuentes Espirituales se expandieron enormemente, permitiéndole reunir una energía espiritual inconmensurable.

“Mi Fuente Espiritual es casi equivalente a cincuenta o sesenta veces el tamaño de otras. Incluso el supernexo de mi campo de unidad ha alcanzado una escala similar. Aunque Ying Huo y Miau miau tienen algo más de cuarenta estrellas, en realidad, sus habilidades de Línea de Sangre son comparables a las de Bestias Santas de quinto, o incluso sexto orden.”

En consecuencia, la cantidad de ki de bestia que Tianming podía reunir era infinita en comparación con los maestros de bestias de la misma etapa, por no hablar de la calidad. Cualquier desventaja en ki de bestia podía contrarrestarse, o al menos compensarse en gran medida.

En medio de un acontecimiento tan trascendental, Tianming activó simultáneamente el Códice Infernal Eterno y el Códice Caos Génesis mientras aceptaba el poder de las líneas de sangre de las Bestias del Caos Primordial’. Junto con Ying Huo y Miau Miau, reunió la energía espiritual tanto de los patrones celestiales santos de la tumba de Li Shenxiao como de la Torre Principal a una velocidad varias veces superior a la anterior.

La recién ampliada Fuente Infernal y la Fuente de Rayo estaban vacías en ese momento. Pero con el paso del tiempo, cuando el ki de bestia llenó hasta el límite tanto la fuente infernal como la Fuente de Rayo, se produjo un cambio.

“¡Unidad de sexto nivel!”

Surgió ki de bestia negro y carmesí. Los dos tipos de ki de bestia eran de naturaleza aterradora, y sólo se habían vuelto más majestuosos e imponentes con su avance.

Si Yuwen Shengcheng podía avanzar aprovechando la oportunidad, el avance de Tianming tras una batalla a vida o muerte parecía inevitable en comparación.

Tras haber roto más ataduras de su Línea de Sangre, Ying Huo y Miau miau conocían a fondo sus propias técnicas de cultivo. Esta vez, con la ayuda de la tumba de Li Shenxiao y de la Torre Principal, estaban en racha, completando el proceso en sólo un día.

“¡Éste ha sido mi avance más rápido!” exclamó Tianming. “Al fin y al cabo, hace sólo dos días que alcancé el quinto nivel de Unidad en la Torre Principal”.

¡Dos días! Lo más probable era que la velocidad de Tianming batiera récords en el Continente Amarillo Llama que se habían mantenido desde tiempos inmemoriales. Después de todo, esto era la Unidad, no la etapa Vena de Bestia.

“Sin embargo, mi crecimiento se vio corroborado por la exitosa ruptura de las ataduras de la Línea de Sangre, así como por el efecto milagroso de la tumba de Li Shenxiao y la Torre Principal. Un avance así es una fortuna inesperada. Su evolución en Bestias Santas de cuarto orden, así como mi talento, suponen una mejora integral. De hecho, la combinación de la Bestia del Caos Primordial y el físico decaperdición encarna una existencia aterradora. Pero con la mejora del físico Infernaleterno y Génesis Caos, mi talento ha crecido una vez más. El potencial provocado por el poder de la Línea de Sangre es más amplio que cualquier crecimiento de mis Anillos perdición, técnicas de cultivo y avance de etapa.”

Tianming reconoció lo que tenía que hacer para avanzar a los siguientes niveles de Unidad. Sólo era cuestión de tiempo que alcanzara la cima de la Unidad. Mucha gente podría esperar que se ralentizara, pero el poder de la Línea de Sangre le ha ayudado a ganar más impulso. Mientras siguiera evolucionando y rompiendo las ataduras de la Línea de Sangre, ¡su talento no tendría límites!

Guardar Capitulo
Close
Capitulo Anterior
Capitulo Siguiente
Considera desactivar adblock en el sitio, con eso nos ayudas a poder mantenerlo.
error: Content is protected !!
Scroll al inicio