AST Capítulo 47 – “Circunstancias del nacimiento de Qing Shui (2)”

AST Capítulo 47 – “Circunstancias del nacimiento de Qing Shui”

“Madre, una vez me lo prometiste. ¿Puedes decirme los
asuntos del pasado ahora, especialmente, acerca de mi padre?” El usualmente
gentil tono de voz de Qing Shui se había vuelto difícilmente imperceptible un
poco duro a pesar de traba de enmascararlo.

Estremecimientos sacudieron el cuerpo de Qing Yi mientras la amargura se alzaba
en su corazón, mientras suspiraba para sí misma, “Lo que tenga que ser, será.”

Mirando a Qing Shui, Qing Yi gradualmente se calmó. Sin embargo, lo que ella no
esperaba, era que Qing Shui ya tenía un fuerte entendimiento acerca del 70 u
80% respecto a toda la situación.

“Qing Shui, ya eres un adulto, incluso si no me lo pidieras, seguiría tratando
de encontrar una oportunidad para contártelo.” Qing Yi suspiro.

Qing Yi dudo por un momento y dijo, “Yan Zhong Yue, recuerdo bien este nombre,
ese es el nombre de tu padre. Zhong Yue es un descendiente del Clan Yan del
país del Yan Jiang. El Clan Yan es considerado un clan solitario, una de las
últimas existencias en todo el país Yan Jiang, con profundas raíces y
conexiones de más de 1000 años establecidas. La autoridad del Clan Yan es tan
abrumadora que podrían deshacerse de un clan directamente con la facilidad de
chasquear los dedos, o con pisar fuertemente con su pie sobre el suelo.

Perdiéndose a sí misma en sus recuerdos, Qing Yi continúo suavemente.

“Tu padre poseía una línea de sangre directa y era uno de los líderes en su
generación.” Después de hablar, Qing Yi le sonrió gentilmente a Qing Shui, y
continuo, “Si lo vez, definitivamente lo reconocerás, porque podrías ser
considerado su viva imagen.”

“Ese año, encontramos la oportunidad cuando vino de la región de las montañas
del este cerca de nuestro clan para su cultivación. ¿Crees en el amor a primera
vista? *Suspiro*, eso fue lo que nos pasó. Sin embargo, los ancianos de
nuestros clanes nos prohibieron fuertemente el estar juntos, dicho eso, no fui
digna de su amor, y mucho menos ser parte del ilustre Clan Yan. Más tarde, tu
padre los desafío, dejo el país Yan Jiang y voluntariamente vino aquí para
casarse conmigo.”

“Dos años después, tuvimos una hija.” Pausando momentáneamente para dejar a la
revelación abrirse paso, continuo “Esa era tu hermana mayor… sin embargo, los
breves momentos de felicidad no durarían, luego de eso, los miembros del Clan
Yan nos encontraron. Tu hermana mayor tenía solo 5 meses de edad entonces, aun
así los ancianos del Clan Yan estaban intentando desgarrar nuestra familia.
Querían a Zhong Yue, que se fuera con ellos, donde tenían preparado ya otro
matrimonio arreglado con la hija mayor del Clan Xiao.

“La autoridad del Clan Xiao en el país Yan Jiang solo era precedida por la del
Clan Yan. La hija mayor del Clan Xiao tenía una extremadamente altiva
personalidad, y desde hace mucho admiraba a tu padre desde que eran
jóvenes. Más que solo admirarlo, podría casi ser llamado una obsesión. Pensando
en forjar una alianza a través del matrimonio, el Clan Yan naturalmente no se
opondría a ello. Después de todo, cuando dos de los más poderosos clanes del
país Yan Jiang combinaran su poder, incluso si hubiera desacuerdos con los
otros clanes más grandes, no había nada que pudiese oponerse a su alianza. Por
eso, desde sus punto de vista del bien mayor, el Clan Yan decidió sacrificar el
amor entre yo y tu padre… para el Clan Yan, eso no podría traerles ningún
beneficios, solo en el mejor de los casos serian usados como peones y
descartarlos después.” Qing Yi ahogo un sollozo mientras continuaba.

“Tu padre no estuvo de acuerdo, ¿pero cómo podía el
Clan Yan darse por vencido tan fácilmente? Usando la destrucción de toda la
aldea Qing como amenaza, incluyendo mi vida, al final tu padre solo pudo
someterse obedientemente. Pero ese no fue el final del asunto. Como seguro,
incluso se llevaron a nuestra bebe con ellos, y solo dejaron una única oración
tras de ellos antes de irse. “Si te aventuras incluso un paso en el Clan Yan,
haremos a tu hija sufrir un destino peor que la muerte.”

“Con esa advertencia, tuvieron éxito en lo que se
propusieron hacer.
Hicieron pedazos nuestra familia, y para asegurar la
seguridad de tu hermana,
ni yo ni
tu padre hemos intentado reunirnos en todos estos años.”

“Solo entonces sentí de verdad que todas las esperanzas del mundo se me habían
arrebatado, en el pico de la depresión y casi sucumbiendo a la locura, fue
entonces cuando sentí la agitación de la vida en mi vientre… estaba
embarazada de ti, Shui’er… eres mi esperanza y mi salvación, sacándome de la
oscuridad y devolviéndome la luz.”

“Shui’er, mi profundo deseo es visitar el Clan Yan, pero no quiero ir allí
llorando, como un mendigo. Lo quiero visitar con exaltación y orgullo, para ver
a mi hija otra vez. Todos esos años… ni siquiera sé que camino ha tomado, ni
siquiera sé si hay alguien allí que la ame.” Después de eso, Qing Yi no pudo
controlar más sus emociones, las lágrimas caían libremente por su cara como una
cascada y la enterró en el hombre de Qing Shui, temblando con cada respiración.

Qing Shui dejo salir una respiración que incluso no se había dado cuenta que
estaba reteniendo. Resulta que sus anteriores suposiciones estaban lejos de la
verdad. Nunca podría haberse imaginado que los ancianos del Clan Yan hubieran
utilizado tales despreciables métodos para forzar su separación, y pensar que
incluso tenía una hermana mayor. Siempre pensó que era su padre quien los había
abandonado por voluntad propia.

Abrazando a Qing Yi, tenía lágrimas a la vista en sus ojos. Cuanto había
sufrido Qing Yi, toda la tortura mental, y sin embargo, ella tuvo que
soportarlo sola.

“No te preocupes, madre, lo que ellos te hicieron. Los hare pagar complemente.”
Qing Shui declaró en voz baja, como la calma antes de la
tormenta.

Ese endurecido tono de voz estaba lleno de seguridad. La presión que de Qing
Shui emanaba ahora era realmente opresiva. Qing Yi pudo claramente sentir la
venganza en su corazón.

“Qing Shui, no te lo tomes en serio. Todo lo que quiero para ti es que vivas tu
vida en paz y feliz, no por venganza. Por favor, se feliz Shui’er, no quiero
verte embarcarte en un viaje sin retorno, no tienes idea del poder que ejerce
el Clan Yan. La razón por la cual tu madre te dijo todas estas cosas es porque
deberías saberlas. Pero si realmente vas en busca de venganza y algo te sucede,
no sé cómo poder seguir adelante. Después de todo, todas las cosas que me
pasaron hace tanto en el pasado, las cicatrices en mi corazón ya se ha
entumecido.” Qing Yi intento una débil sonrisa cuando miro a Qing Shui.

A pesar de esto, las palabras anteriores resonaban dentro de él. “mi
profundo deseo es visitar el Clan Yan, pero no quiero ir allí llorando, como un
mendigo. Lo quiero visitar con exaltación y orgullo, para ver a mi hija otra
vez.” Qing Shui sabía que Qing Yi no podía haberse rendido tan fácilmente.

Podía estar seguro que Qing Yi podía definitivamente
planear una visita al Clan Yan. Incluso si significaba su muerte, seguiría
escogiendo ir, incluso si tuviera que ir rogando, ella lo seguiría escogiendo
indudablemente, ¡todo por su propia hija!

“Madre, no te preocupes, nunca podría alardear, y nunca te mentiría. Cinco
años. Dame cinco años, voy a
pisotear a todo el Clan Yan. Definitivamente. Créeme. Solo cinco años es todo
lo que te pido. En esos cinco años, quiero que vivas felizmente y alejes esos
pensamientos de visitar el Clan Yan. Si realmente vas y algo te pasa, voy a
aniquilar a todos y a cada uno con  el
apellido Yan. Arrancándolos de raíz y erradicando cada rastro de su existencia.
Soy un hombre de palabra.” Qing Shui estaba preocupado, y como tal no tenía más
elección que esperar ese tiempo. Solo después de volverse fuerte, podría ser
capaz de cumplir sus promesas.

Los sentidos de Qing Yi estaban tambaleándose por las
palabras de Qing Shui. Cuando le había dicho que si le pasaba algo, derribaría
al Clan Yan desde sus raíces y eliminaría por completo a todo el Clan Yan, de
hecho, se encontró creyendo sus palabras. Ella sintió inconscientemente que
Qing Shui tendría la fuerza para hacerlo en el futuro, pero fue incapaz de
decir por qué esto era así.

Después de consolar a Qing Yi, esta se había calmado visiblemente, pero había
un fuego encendido en su corazón. Cinco años, Qing Shui le dijo que le diera
cinco años, ¿Podrían realmente visitar el Clan Yan con la cabeza en alto en
cinco años?

Inicialmente, después de que Qing Shui naciera, Qing Yi había fantaseado con
que cuando él creciera y tuviera algún dominio en su cultivo, Qing Shui podría
regresar al Clan Yan para reclamar su herencia y ascendencia. Pero, ¿quién
hubiera sabido que Qing Shui nacería con una constitución enfermiza y sería
incapaz de hacer el menor progreso en el cultivo?

Fue todo el deseo de su parte, poco después, se dio cuenta de que ¿cómo podía
el Clan Yan cuidar de un hijo bastardo con ningún talento en el cultivo?
Después de todo, había muchos otros genios en el Clan Yan. También era muy
común que los descendientes de Clan Yan tuvieran aventuras con otras mujeres,
dejando atrás bastardos, y sin mencionar que las relaciones en un clan tan
grande serían obviamente débiles y tensas, todo se basaba en el pragmatismo y
los beneficios.

Fue entonces, Qing Yi había decidido que sólo quería que Qing Shui llevara una
vida tranquila dentro de la aldea Qing. Después de que él hubiera crecido y
comenzado su propia familia, ella partiría solamente al clan de Yan para buscar
noticias sobre su hija, y ver a la persona que había amado siempre.

De hecho, Qing Shui estaba parcialmente en lo correcto sobre algunas de las
cosas. De esto, podía concluir que era afortunado que no hubiera elegido ceder
a la depresión de ese entonces.

Cada vez que veía la expresión desesperada en los ojos de Qing Yi, Qing Shui
podía sentir olas de agudo dolor asaltando su corazón. Los cielos estaban
justos, habían considerado conveniente darle afinidad con el colgante Yin-Yang,
a cambio, él cultivaría con su vida en juego, con la esperanza de chocar contra
el Clan Yan un día.

En realidad, este objetivo fue establecido por Qing Shui hace mucho tiempo,
sólo ahora, después de escuchar la historia completa, que reafirmó su decisión
y seguiría mirando hacia adelante. Qing Shui entendió que no debía permitir que
el odio nublara su mente o su corazón. Sabía que las dos emociones destructivas
sólo lo retrasarían de sus objetivos.

“Madre, todo va a mejorar, ya no te preocupes. En el futuro, déjame estos
asuntos. Un día, juro, dejaré que todos en este mundo sepan mi nombre y que tú
eres mi madre.”

AST Capítulo 46 - Circunstancias del nacimiento de Qing Shui
AST Capítulo 48 - “Encanto Persistente”