AST Capítulo 36 – “Regreso al Clan Qing”

AST Capítulo 36 – “Regreso al Clan Qing”

A medida que el año llegaba a
su fin, Qing Shui, llevando su mochila, finalmente llegó a la cumbre de las
montañas occidentales cerca del Clan Qing. Los cielos ya se habían desvanecido
a un amarillo rojizo al acercarse el anochecer. Mientras Qing Shui miraba hacia
la lejana dirección, a la entrada de la Mansión Qing, vio una silueta
inolvidable. Ese aspecto gracioso y esa apariencia encantadora, era como si
hubiera sido grabado en su corazón, inolvidable por toda la eternidad.

Lo que Qing Shui vio fue la silueta de Qing Yi. En el instante en que la vio,
una indescriptible sensación de calor se materializó en su corazón. Sin
saberlo, su paso se hizo más rápido y más rápido y alcanzó una velocidad
aterradora mientras se dirigía hasta Qing Yi.

“¡Madre!” Lágrimas involuntariamente goteaban por su rostro cuando
Qing Shui se sintió muy bendecido en este momento. Pensando en sus experiencias
durante el año pasado, así como el momento en que casi murió, pero aun así,
finalmente sobrevivió y regresó a casa para ver a su madre.

Al oír una voz familiar, Qing Yi sintió un estremecimiento en su corazón.
Mirando hacia adelante, vio a Qing Shui avanzando y lo abrazó fuertemente.

“-Ah, hija mío, ¿por qué lloras? Deja que tu madre te mire bien, hmm tu cabello
ha crecido más, has madurado, y te has vuelto incluso más alto!” Qing Yi
palmeó suavemente la frente de Qing Shui mientras empezaba a ordenar su pelo
desaliñado.

“Ai, ¿qué pasó Shui`er? ¿Por qué hay repentinamente un punto violeta en su
frente? Por extraño que parezca, se te ve muy bien.” Qing Yi preguntó
mientras ella curiosamente tocaba esa mota de perla violeta en medio de la ceja
de Qing Shui

“Eh, n… nada, tampoco sé qué pasó, tal vez un bicho desconocido me
mordió. Después de todo, he estado viajando por medio año!” Qing Shui
rápidamente encontró una excusa para salir de la pregunta de Qing Yi. Por
suerte para él, en los últimos 2 meses, la mancha de jade de color jade
violeta, una vez brillante, se había atenuado un poco y ya no era tan
llamativa!

“Madre querida, ¿por qué estás aquí, no necesitas visitar la Ciudad Hundred
Miles antes del año nuevo?”

“Haha, quien habría pensado que habría tal coincidencia, salí hoy con la
esperanza de verte, y realmente apareciste! Ya que Shui`er está aquí, este año,
no regresaré a la Ciudad Hundred Miles.” Qing Yi pellizco las mejillas de
Qing Shui mientras sonreía, la felicidad era aparente en sus ojos.

Qing Shui se sentía muy sentimental en su corazón, no sabía por cuánto tiempo
Qing Yi había estado allí, esperando a que regresara, pero sabía que este no
era ciertamente el primer día, Qing Yi había estado esperado que él llegara de
fuera de la entrada a la mansión Qing.

“Madre, Shui`er ha madurado, en el futuro permíteme compartir tus
preocupaciones y cargas contigo, ¿bien? No te preocupes y sólo déjame
manejarlo.” Qing Shui miró a Qing Yi, la gratitud casi lo abrumaba hasta
el punto de que él no sabía qué decir. A pesar de esto, él sabía que debido al
amor que compartían, no había necesidad de que realmente dijera nada.

“Vayamos a casa, va a ser un nuevo año en unos días. Madre personalmente
adaptará una ropa nueva para que la pruebes. “Qing Yi dijo mientras
caminaban en dirección a la Mansión Qing.

Mirando al Clan Qing, Qing Shui no sentía que nada hubiera cambiado, ahora que
el año estaba llegando a su fin, podía sentir la atmósfera festiva en todas
partes. Por ejemplo, a la entrada del Clan Qing, y otras familias cercanas,
había grandes linternas rojas, así como algunos cinturones de satén de colores
colgando encima de las entradas, revoloteando en el viento. Mirando a su alrededor,
vio a los niños de las varias familias corriendo mientras jugaban en las
calles, mientras que las generaciones más viejas de las familias estarían
comprando artículos para el año nuevo en el bullicioso mercado.

¡Un año más llegó!

Después de entrar en la mansión Qing, lo único que hizo que Qing Shui quedara
perplejo fue que los miembros de la familia normalmente fríos tomaron su propia
iniciativa para saludarlo calurosamente mientras pasaba. Como tal, Qing Shui
también sonrió en respuesta.

“Qing Shui, estás de vuelta! ¿Acabas de regresar?” Qing Hai, mirando como
si estuviera a punto de salir, después de ver a Qing Shui y Qing Yi, se detuvo
y le dio una calurosa bienvenida sin siquiera dar a Qing Shui la oportunidad de
hablar.

“Es bueno que estés de vuelta, tu madre había estado de pie en la entrada
todos los días, desde el amanecer hasta el atardecer, durante casi un mes!
Ahora que estás de vuelta, debes cuidar de tu madre.” Qing Hai se fue
rápidamente después de hablar, ya que no quería encontrarse la ardiente mirada
de Qing Yi.

“Ma… madre…” Qing Shui tartamudeó por un momento antes de que su
voz se rindiera.

Qing Shui sabía que él era muy importante en el corazón de Qing Yi, aunque
anteriormente había acordado dejar a Qing Shui salir de la aldea Qing, él sabía
que lo había hecho muy a regañadientes. A pesar de las preocupaciones en su
mente y el miedo en su corazón, ella no dijo una sola palabra. Siempre había
estado sola, sufriendo en silencio.

Después de un rato, llegaron al patio que pertenecía a los dos. Después de
entrar en la habitación, Qing Shui se quitó la mochila y pensó en las ocho
frutas para mejorar energía.

“Madre, de alguna manera, encontré fortuitamente estas fantásticas frutas
durante mis viajes.” Mientras hablaba, Qing Shui abrió su mochila y sacó
las brillantes frutas para Mejorar Energía.

“¡Fruto de la energía ardiente de cien años!”
Exclamó Qing Yi, sorprendida hasta su núcleo!

Qing Shui mismo se sorprendió también. Pensar que las Frutas para Mejorar
Energía del reino del Inmortal Jade Violeta podrían identificarse realmente en
el mundo exterior. Bueno, también, esto le ahorra la molestia de explicar.

“Madre, ¿puedes identificar esta fruta?” Preguntó Qing Shui, atónito.

“Este es el Fruto de la energía ardiente de cien años,
sólo crece en los alrededores de los volcanes de mil años de antigüedad, se
necesitan cien años para que maduren, y una vez madurado, cada fruta aumentará
la fuerza de un humano en 500 jin después del consumo. Y eso no es todo,
¡también puede mejorar la constitución! Además, esta fruta sólo crece en
circunstancias excepcionales, ya que los requisitos son muy duros de cumplir,
por lo que este fruto podría decirse que es incomparablemente valioso. Si uno
usa esta fruta como un ingrediente para la preparación de píldoras, el grado
del producto final elaborado será por lo menos del Grado Precioso!”,
Explicó Qing Yi.

En cuanto a los efectos, Qing Shui ya sabía todo, era sólo el nombre de la
fruta que era diferente. Qing Shui sólo podía suspirar en su corazón, cuando se
enteró de que la fruta fue nombrada como Fruta para Mejorar Energia, ya sentía
que sonaba estúpido, quien podría haber imaginado que este nuevo nombre, el
Fruto de la energía ardiente de cien años
sonaba Incluso más retrasado!

“¡Qué pena!”

“¿Qué es una pena?” Qing Shui miró a Qing Yi que estaba mirando los
frutos con emociones similares a pesar.

“Qué lástima que cada individuo sólo pueda consumir dos de estos frutos en
la vida. Si no, entonces estas ocho frutas podrían haber permitido que tu
fuerza aumentara enormemente”.

“Madre, pensé que estas frutas eran sólo frutas corrientes como cualquier
otra, así que ya he comido dos de ellas. Después de lo cual, pude sentir que mi
fuerza aumentó mucho y por lo tanto, decidí traer estas frutas de vuelta!
Madre, ya que estas frutas pueden aumentar el nivel de fuerza, así como mejorar
la constitución, debes darte prisa y comer dos!”

Qing Yi inicialmente no comería las frutas porque quería guardarlas para Qing
Shui. Después de comprobar que Qing Shui ya había comido dos de los frutos, ya
no dudó.

¡Date prisa y come dos de estos frutos, madre! Quién sabe, puede haber
sorpresas inesperadas. No tiene que preocuparse de que las frutas se agotaran,
sé dónde está el lugar donde crecen las frutas, y está en un lugar muy
ocultado. ¡Puedo garantizar que nadie puede encontrarlo excepto yo!” Las
mentiras de Qing Shui se hicieron cada vez más extravagantes.

¡Una mentira que conduce a otra mentira, terminando eventualmente con una tela
entera de mentiras!

Dandole a Qing Shui urgencias, Qing Yi consumió dos de las frutas de mejora de
la energía y ganó un aumento de 1000 jin de fuerza! Esto hizo Qing Shui
rascarse la cabeza en perplejidad, él todavía no tenía ninguna pista en cuanto
a porqué los efectos fueron diferentes para él cuando consumió su primer fruto
dentro del reino del Inmortal Jade Violeta.

Después de eso, Qing Yi mantuvo el resto de Frutas para Mejorar Energia y sacó
unos cuantos conjuntos de ropas de satín. Todos los materiales provenían de la
Ciudad Hundred Miles, pero a partir de los intrincados tejidos en el conjunto
de ropa, Qing Shui podría decir que cada uno de estos conjuntos de ropa había
sido personalmente adaptado por Qing Yi para sí mismo.

Desde la época en que era joven hasta ahora, todas las prendas de Qing Shui
habían sido hechas a mano por Qing Yi.

“¡Ven y trata de ver si te queda!” Qing Yi gritó alegremente.

Qing Yi ayudo a Qing Shui a ponerse un traje de satín morado, y que le cabia
como una T. Nadie sabía mejor que Qing Yi, ni siquiera Qing Shui mismo, sobre
el tamaño de la ropa y los zapatos que llevaba.

¡Mi hijo se parece tanto a un príncipe encantador!”Qing Yi dijo mientras
admiraba a Qing Shui con su ropa nueva, riendo. La sonrisa en su rostro hizo
que Qing Yi pareciera incomparablemente pura, como si irradiara la luz del sol.
En este momento, Qing Shui se sintió extremadamente bendecido en su corazón por
tener una madre como Qing Yi.

¡El amor maternal era ilimitado!

AST Capítulo 35 - “Consumo de las Frutas que Mejoran la Energía”
AST Capítulo 37 - “Mercado Nocturno en la Ciudad del Asentamiento del Fénix”