AST Capítulo 12 – ¡Bestia Demoníaca, Emerge!

AST Capítulo 12 – ¡Bestia Demoníaca, Emerge!

Subir la montaña es fácil, pero bajar es difícil, incierto era si fue hecha
por el hombre o se formó de manera natural, el camino por la montaña era muy
estrecho, especialmente en el lado occidental de la montaña.

Afortunadamente, la cumbre de esta montaña en particular no era muy alta,
además, Qing Shui tenía una tremenda confianza en la fuerza actual de su
cuerpo, por lo tanto, se forjó su camino hacia adelante sin temor.
“Incluso si hay peligro, puedo pedir ayuda. No debería haber bestias
salvajes que se atrevan a venir aquí, después de todo estaba relativamente
cerca de la Mansión del Clan Qing”, razonó Qing Shui.

Después de ser convencido por sus propias lógicas deducciones, la precaución en
su corazón lentamente disminuyó al saltar hacia la entrada del bosque de
Greenwood.

No es de extrañar que la gente diga que subir a la montaña es fácil, pero
volver a bajar es difícil, Qing Shui podía verificar la verdad de estas
palabras. Ya había pasado 30 minutos viajando pero todavía había 200 metros
antes de que pudiera llegar a la base de la montaña. En comparación a cuando
subió la montaña, en todo el camino hasta la cima, sólo habían pasado 15
minutos.

Con sólo 100 metros de distancia antes de llegar a la base de la montaña, Qing
Shui ya podía ver el cadáver del águila negra. Había aterrizado cerca de los
límites del bosque de Greenwood. Qing Shui se detuvo cautelosamente y tomó una
vez más en consideración su entorno, sólo después de que él estaba seguro de
que nada estaba fuera de lo normal, comenzó a avanzar hacia el cadáver de la
gran águila.

El viento de las montañas era cómodo sin el calor arrogante de la brisa del
verano, ni los fríos vientos fríos del invierno. Si este lugar hubiera existido
en su mundo anterior, seguramente se utilizaría para un centro vacacional o una
casa para ancianos.

Aunque Qing Shui nunca había estado aquí antes, había oído hablar de las muchas
advertencias terribles que los adultos habían hecho y estaba muy claro de los
peligros existentes en el bosque de Greenwood. Qing Shui se calmó, hizo un
checkeo de su entorno y siguió adelante con cautela. A pesar de eso, esperaba
que hubiera una bestia salvaje que lo emboscara para poder probar su fuerza
actual contra ella.

——-

El águila estaba muerta sin sombra de duda, el guijarro había penetrado en el
cerebro del ave.

Mirando su “obra maestra”, mirando el cadáver del gran águila, Qing
Shui no sabía a qué especie pertenecía esta ave. Sólo sentía que tenía muchas
similitudes con las águilas de su mundo anterior, la única diferencia era que
esta “águila” era mucho más grande en tamaño que cualquier águila que
existía en su mundo anterior. Si todavía hubiera sido la basura de antes,
seguramente habría sido devorado por est águila. Imaginando ese resultado,
donde había prevalecido, apretó fuertemente el resto del guijarro en su mano y
sintió un poco de júbilo [1] en su corazón.

La confianza se origina de la fuerza. Esto describe a Qing Shui perfectamente.
Mirando hacia el futuro con un corazón lleno de esperanza, era como si pudiera
mirar a través de los remolinos brumosos del tiempo y mirar hacia el futuro. Él
quería una vida bendecida con felicidad, y esto se convirtió en su objetivo.

De repente, Qing Shui sintió una mirada amenazadora dirigida a su espalda. La
sensación de ser observado era tan penetrante, y uno debería saberlo después de
que rompiera a través de los cielos en la segunda capa de la técnica de
fortalecimiento antiguo, Qing Shui ganó una oleada aterradora en el nivel de su
percepción. A pesar de que Qing Shui no podía estar 100% seguro de dónde se
originó es mirada, podía más o menos percibir la ubicación y la distancia entre
ellos.

“Hacia el sur, 30 grados a la izquierda, detrás del árbol de greenwood
cuyo ancho es aproximadamente el grosor del tamaño de 2 seres humanos.”
Esto era lo que Qing Shui podía sentir. Sin embargo, con respecto a esa mirada,
no pudo determinar Si era una bestia o un ser humano…

Qing Shui ni siquiera movió un músculo, sus manos se apretaron en un puño,
firmemente aguardando contra el área donde había sentido la mirada. No se
atrevía a moverse descuidadamente, ni a subestimar a su enemigo. Él sabía que
si era una bestia salvaje, la distancia de 30m era insignificante, ¡podría ser
cruzada en un instante! Sobre la base de su fuerza actual y los guijarros en su
apretado en su puño, Qing Shui esperaba que sería capaz de hacer frente al
problema. No sabía por qué, pero su intuición le estaba advirtiendo que la cosa
escondida en los árboles era muy poderosa.

El tiempo corría, los guijarros en el puño de Qing Shui ya estaban empapados de
sudor, sabía que no podía permitir que esto continuara, con distracciones en su
corazón, sería desastroso si el enemigo de repente lanzara un ataque.

Bajo el sol poniente, dentro de las sombras fundidas por los árboles en el
bosque, Qing Shui estaba concentrado. Podía ver que la sombra de una bestia
daba forma a la cabeza. La forma se parecía vagamente a un lobo… Un lobo
extremadamente masivo.

Qing Shui estaba bastante seguro de su conjetura, sólo los lobos serían tan
astutos y pacientes para esperar el momento adecuado para emboscarlo.

La energía que infunde su cuerpo, Qing Shui quiso atraer al lobo hacia fuera.

“¡Xiu!” Gritó Qing Shui, con la esperanza de distraer al lobo.

Sin importarle si su distracción tuvo éxito, Qing Shui transfirió la energía
que había reunido al guijarro en su mano izquierda, sacudiendo la piedra hacia
fuera con una velocidad similar a la explosión de un relámpago, apuntando a la
sombra de la cabeza del lobo.

“¡Pa!”, Una ola de tierra se desprendió, formando una nube de polvo
en el área de impacto.

En el mismo momento exacto, esa enorme sombra estalló, avanzando salvajemente
hacia delante.

Aunque Qing Shui estaba preparado en su corazón, todavía estaba aturdido por la
gigantesca criatura frente a él. Esto no era simplemente un huargo… ¡Era un
huargo dorado! Con un cuerpo de 3m de largo, y una altura de 2m, su enorme
cuerpo no parecía ser afectado por las leyes de la gravedad, ya que era ágil
más allá de lo que se podía creer. ¡Todo su cuerpo estaba lanzando una
intención asesina, y rebosando de un poder tiránico!

Ese par de ojos estaba lleno de locura, inesperadamente también llevaba un
toque de cautela. No esperó más y se lanzó hacia Qing Shui con la velocidad del
viento.

“¿Esto es un lobo? ¿No es demasiado grande? Con un cuerpo más grande que el de
un búfalo, sería bastante aterrador luchar contra él de frente.” Qing Shui
exclamó. Pensando en los zoológicos de animales en su vida pasada, los tigres y
los leones que eran los reyes de los animales allí no hubieran sido comparables
con este lobo de oro.

Qing Shui estaba asustado, después de todo esto era la primera vez que estaba
en una situación de vida o muerte, aunque sabía que su cuerpo actual tenía una
fuerza sustancial, su oponente pesaba unos 500 jin, y poseía una velocidad y
una fuerza aterradora.

Se retiró hacia atrás, y sutilmente recogió un guijarro del suelo,
escondiéndolo en su mano derecha, Qing Shui esperaba que tal vez mediante el
uso de las técnicas de armas ocultas, podría ser capaz de sorprender al lobo y
matarlo sin luchar de frente.

Ante el intenso peligro, muchos pensamientos pasaron por la mente de Qing Shui.
Podía ver a su abuelo, su madre. También podía ver a su tío entrenando a los
discípulos de la tercera generación en el patio de prácticas, gritándoles que
no tuvieran miedo cuando estuvieran peleándose unos con otros. Esto es así…
aunque nunca había luchado en una situación de vida o muerte antes, Qing Shui
sabía que debía estar tranquilo, no podía permitir que el miedo lo controlara,
sino que en su lugar debía hacer uso del miedo para aumentar el poder de sus
golpes. Pensando en eso, no vaciló más y ejecutó el puño rápido solitario
mientras retrocedía.

Ese golpe de iluminación le había permitido previamente que Qing Shui obtuviera
tremendas ideas sobre el puño rápido solitario, llegando al estado de ser uno
con el puño. Las contradicciones surgieron en su corazón, por un lado, él tenía
miedo del poder del lobo, pero aun así él quería probar las percepciones
ganadas al enfrentarse directamente con el huargo [2] dorado!

“¡Bang Bang Bang!”

La ejecución casi perfecta de Qing Shui del puño rápido solitario rápidamente
conecto 3 veces con las 2 piernas delanteras del huargo, él incluso aprovecho
la oportunidad mientras que el lobo se distrajo para darle un golpe en la
cabeza. Qing Shui rompió el intercambio con el ceño fruncido, sus brazos
estaban realmente entumecidos por el impacto!

Como dice el refrán, [lobo = cabeza de hierro, cola de bronce, espalda de
tofu]. En este momento, Qing Shui sabía que la parte sobre la cabeza de hierro
era verdad. Sin embargo, el dicho mencionaba que las debilidades de los lobos
era su débil espalda, esto no era cierto en el caso de este huargo dorado. Su
espalda era tan fuerte como espesa, como un búfalo de agua!

El gigantesco lobo huargo dorado también detuvo su ataque momentáneamente para
reevaluar a Qing Shui. Al principio sólo apareció cerca de esta área porque
quería comerse el águila negra, nunca el huargo esperaría que un chico humano
apareciera delante de él, e incluso más incrédulo, ese chico humano realmente
le dio una sensación de peligro. Por lo tanto decidió emboscar Qing Shui.

Después de los golpes iniciales del intercambio, Qing Shui ya no sentía
temblores en su corazón, alternativamente, él realmente sentía que iba a ir con
todo lo que tenía contra el huargo dorado.

Apretando ambos puños, la Técnica de Fortalecimiento Antiguo lentamente comenzó
a activarse, Qing Shui podía sentir que su energía estaba subiendo
implacablemente, esos 3 golpes ejecutados anteriormente por él asustado, no
mostraron su verdadera fuerza! Ahora, después de que Qing Shui se hubiese
calmado, decidió liberar toda su fuerza y ​​probar donde en las flamas azules
de los dedos de los pies de satán se encontraban sus verdaderos límites [3]. Después
de todo, podía perder su vida fácilmente debido a un momento de descuido si
todavía se contenía.

Tal vez, fue la intención de batallar en los ojos de Qing Shui lo que enfureció
al huargo dorado, elevó la cabeza y aulló, ese aullido abarcaba el desafío de
los cielos, emanando un aura tiránica. Podría ser que el huargo dorado había
reconocido a Qing Shui como un oponente digno, siguiendo lo cual, el huargo
asumió su forma de la batalla y se amplió 1 tamaño más grande.

“RAWRRR!”

Después de desencadenar un rugido ensordecedor, el huargo dorado se lanzó hacia
Qing Shui, su enorme cuerpo era parecido al Monte Tai, ejerciendo una tremenda
presión a medida que avanzaba. El huargo abrió la mandíbula que estaba llena de
caninos [4] serrados, con el objetivo de morder la garganta de Qing Shui!

————————————————————————————————————–

[1] Alegría.
[2]
Es una criatura fantástica
semejante a un lobo, pero de mayor tamaño, fiereza e inteligencia.
[3] No entendí a lo que se refería.
[4] Nombre de unos dientes.
AST Capítulo 11 - Primera manipulación de armas ocultas
AST Capítulo 13 - ¡Romper a través de la tercera capa de los cielos!