AST Capítulo 531 – El Cristal Divino Violeta Desafiante del Cielo, Disturbio.

Capítulo
531 – El Cristal Divino Violeta Desafiante del Cielo, Disturbio.

“Hermana Chen, si intentara
eliminar la Torre de la Espada, ¿me apoyarías?”
Incluso Qing Shui no sabía muy bien a
qué se refería cuando hizo esta pregunta. De hecho, ni siquiera sabía por qué
lo había preguntado. Fue algo que hizo subconscientemente.
Di Chen se volteó y miró a Qing Shui.
Sus pupilas brillantes y hermosas parecían más agradables mientras asentía a
Qing Shui.
···················
¡Torre de la espada!
“¡Jaja, ese viejo pedo no vivirá por
más de tres meses! ¡El día en que perezca será el día en que el Palacio Celestial
sea destruido!” El Viejo Ancestro de la Torre de la Espada que parecía un hueso
seco se rió entre dientes y dijo.
Esta era la sala de negocios más alta
de la Torre de la Espada. Las personas sentadas alrededor del Viejo Ancestro
eran todos ancianos con pelo y barba blancos como la nieve. Todos y cada uno de
ellos han pasado por muchas experiencias. Podrían parecer viejos y débiles,
pero todos contenían un aura única y dominante.
El abuelo de Tan Yang también fue uno
de ellos. Su rostro también estaba lleno de alegría. Una vez que el Viejo
Ancestro se hubiera ido, el Clan Tan terminaría siendo el más prominente en la
Torre de la Espada. Estaba dispuesto a esperar cien años, ¡pero en realidad
podría suceder dentro de diez años!
Después de cien años, la Torre de la
espada pertenecería a Yang’Er.
“¡Felicidades al Viejo Ancestro, su
deseo finalmente se hará realidad!” Un anciano alto y robusto dijo sonriendo
mientras inclinaba su cabeza ante el Viejo Ancestro, que estaba sentado en el
asiento de honor.
“Jeje, todavía es muy temprano
para decir algo así. Solo esperemos a que ese viejo pedo muera. Una vez que
muera, ya no habrá nadie en el Palacio Celestial que pueda detenernos” una
mirada feroz brilló en los ojos del Viejo Ancestro de la Torre de la Espada que
parecía un árbol marchito.
“¿Qué hay de las dos mujeres
relacionadas con la Residencia del Señor del Cielo Tirano? ¡También son
bastante formidables!” Un anciano sabio y prudente preguntó al Viejo Ancestro
de la Torre de la Espada.

“¡Jajaja!”
Sin embargo, el Viejo Ancestro de la
Torre de la Espada rió a carcajadas: “No estoy realmente preocupado por
esas dos chicas. Pero por lo que sé, la Residencia del Señor del Cielo Tirano
no está en desacuerdo con que destruya el Palacio Celestial.”
····················
¡Clan Hai!
“Dongqing! ¡Dime, hemos cometido
un error esta vez!” Un hombre cortés se rió mientras hablaba con la mujer más
hermosa y poderosa de Hai Clan.
Hai Dongqing miró al hombre guapo y
cortés de mediana edad y dijo: “¡Hermano! ¿Sigue siendo importante si está bien
o mal?”
“Sí, ya no es importante. Contigo,
muy pronto, ¿a quién debemos temer en el Continente Greencloud?” El hombre miró
a Hai Dongqing. Se rió sin restricciones.
“Hermano, lo que realmente quiero
decir es que, todos pueden haberte malentendido” Las pupilas
extremadamente hermosas de Hai Dongqing brillaban con luces de sabiduría. El
aura elegante y conocedora que exudaba hacía que las personas no se atrevieran
a mirarla directamente.
“¿Mal? ¿Estás hablando de ese Qing
Shui?” El hombre miró sorprendido a la mujer que diría palabras impactantes, pero
aún así siempre tenía razón.
“No estoy segura. Pero siento que
este incidente definitivamente superará nuestras expectativas. Para entonces,
deberíamos pararnos a un lado y mirar. Si algún idiota viniera a nuestro Clan Hai
para buscar problemas, simplemente los golpearemos hasta volverlos pulpa.” Hai
Dongqing se rió suavemente. Ella solo mostraría un poco de su lado lindo cuando
estuviera frente a este hombre.
·····················
¡Secta Bestia Demoníaca!
“Gran Anciano! ¿Debemos interferir
con las cosas entre la Torre de la Espada y el Palacio Celestial esta vez?
El Gran Anciano miró al competente asistente
que fue transferido aquí. En ese momento, todavía era solo un niño inmaduro.
Pero ahora, él ya era un anciano encanecido con el pelo blanco.

“Cai Yun, dime, ¿crees que
deberíamos obtener parte de las ganancias?” El Gran Anciano sonrió y
preguntó.
“Cai Yun es tonto, Gran Anciano, por
favor bríndele orientación a Cai Yun.”
“Hoy, solo estamos tú y yo aquí. No hay
forasteros, así que no tienes que ser tan formal. Quiero escuchar tu opinión”
La expresión del Gran Anciano seguía siendo la misma.
El anciano pensó un rato. Después de
eso, procedió a decir: “Pretenda cumplir, siéntese y observe”.
“¡Bien, muy bien! Esta vez, finalmente
ha llegado al momento más crucial. Puede que nos beneficie mucho, pero al mismo
tiempo, hay mucho riesgo en ello. Le he preguntado al Viejo Ancestro sobre eso.
El Viejo Ancestro me dijo que tuviera más cuidado, también dijo que me dejará
decidir qué hacer para el incidente esta vez.”
Cai Yun no tenía idea de qué mensaje
estaba tratando de transmitir esta vez el Gran Anciano. Por lo tanto, lo miró
desconcertado.
····················
¡Después de dos meses, Qing Shui, Di
Chen y las otras dos chicas llegaron al Palacio Celestial!
“El Viejo Ancestro quería que nos
dirigiéramos allí tan pronto como llegáramos”. Di Chen informó a Qing Shui
en voz baja mientras el Ave de Fuego descendía en un lugar cercano a la casa de
Cang Wuya.
“¡Vamos a ver al abuelo
primero!” Dijo Qing Shui en voz baja. Después de eso, las chicas se
acercaron a Cang Wuya.
Cang Wuya, que escuchó algo, salió
inmediatamente. Cuando vio a Qing Shui y las niñas, el anciano lloró. No se han
visto en cuatro años. Hace un año, cuando Di Chen le contó sobre la
recuperación de Qing Shui, sintió que los dioses aún eran justos con él.
“¡Abuelo! ¡Estoy de vuelta!”
“Abuelo…” Las dos chicas también
corrieron hacia él. No pudieron contener sus lágrimas.
“Es bueno verte de vuelta, ¡los
dioses finalmente han abierto sus ojos esta vez!” Cang Wuya sonrió
encantado.

Después de que Di Chen saludó a Cang Wuya,
miró hacia Qing Shui.
“Qing Shui, ve y termina tus deberes
primero si estás ocupado. Solo regresa una vez que hayas terminado.” Cuando
Cang Wuya vio la expresión de Di Chen, él ya sabía que algo estaba pasando.
Como el Anciano Supremo en el Palacio Celestial, ya sabía demasiado sobre el Viejo
Ancestro.
Después de que Qing Shui saludó a Cang
Wuya y a las otras dos chicas, salió con Di Chen.
Muy rápidamente, los dos llegaron a la familiar
montaña de piedra. No había pasado mucho tiempo desde que llegaron los dos,
antes de que la puerta de piedra ya se hubiera abierto con un ruido sordo.
“¡Entremos!” Después de que
Di Chen hablara con Qing Shui, ella caminó hacia las escaleras de piedra.
Después de tomar un turno, Qing Shui
una vez más vio esos postes de piedra. Después de eso, ya podía ver al Viejo
Ancestro parado en la distancia. Desde la perspectiva de Qing Shui, el Antiguo
Ancestro todavía se veía igual que siempre.
¡Pero muy rápidamente, ya podía sentir
la energía vital que se disipaba lentamente!
Es como la vez con Feng Shamo. Es solo
que la velocidad a la que se disipó la energía vital de Feng Shamo fue mucho
más rápida.
“¡Viejo Ancestro!”
Qing Shui gritó suavemente. El viejo
siempre había sido de gran ayuda para él. La Píldora Llama del Fénix, el Dan Celestial e incluso Bai Gui, a quien envió más tarde para salvar su
vida.
De repente, un aura ilimitada presionó
hacia él. El Viejo Ancestro del Palacio Celestial, que llevaba ropa simple
sobre su cuerpo, se dio la vuelta y sonrió a Qing Shui.
En este momento, Qing Shui se sentía un
poco suspicaz. Esto debido a que anteriormente, el Viejo Ancestro le dijo que
solo tenía la fuerza de seis países y medio. Pero ahora, Qing Shui
sintió que podría haber estar hablando de la fuerza de su cuerpo físico. Qing
Shui se mostró suspicaz porque la fuerza del Viejo Ancestro estaba ligeramente más
allá de diez países, según su sentido espiritual.
“De hecho, mi juicio fue correcto.
Realmente tienes un corazón persistente y una poderosa fuerza de voluntad. Has
trabajado muy duro durante estos últimos años.”

Las palabras del Antiguo Ancestro
impactaron a Qing Shui. ¿Podría ser que lo había visto?
“He estado en el Clan Qing. El Antiguo
Libro de ‘Renacimiento’ fue algo que confié al abuelo Lin para que te lo diera.
Tenía miedo de que hubieras estado demasiado abrumado, por eso le pedí que te
mintiera. La razón por la que dije todo esto no fue para tomar crédito por los
logros de alguien. Con tu fuerza actual, estoy seguro de que has descubierto
por qué tengo tanta prisa por llamarte de regreso. El Viejo Ancestro miró a
Qing Shui y dijo con calma.
Para un anciano que no tenía mucho más
tiempo para vivir, pero era capaz de enfrentar la muerte con tanta calma, no
había muchas personas que pudieran alcanzar este tipo de estado.
“¿Podría ser que no pudiera
encontrar a alguien más adecuado que yo?”
“Tú eres la persona más
adecuada.”
“Ya soy una persona inútil ahora. ¿No
tiene miedo de que el gran nombre del Palacio Celestial se vaya por el desagüe?
Qing Shui se tocó la nariz y sonrió con amargura.
“Si fueran derrotados por una
persona inútil, me pregunto cómo se sentirían”. El Viejo Ancestro se rió.
Qing Shui frunció el ceño. En lo
profundo de su corazón, pensó en la Residencia del Señor del Cielo Tirano en el
Continente Central. Cada vez que lo pensaba, se sentía como si se estuviera
asfixiando y un poco indefenso. Al mismo tiempo, Qing Shui también sabía que si
avanzaba al Reino Santo Marcial sin la “Fruta Celestial de los Cinco
Elementos” necesitaría una fuerza equivalente a diez países. Si no pudiera
lograr eso, no podría separarse de las restricciones del Grado Rey Marcial.
“¿Estás preocupado por la gente de
la Residencia del Señor del Cielo Tirano?” El Antiguo Ancestro vio a Qing
Shui frunciendo el ceño como si estuviera pensando en algo.
“No estoy preocupado por mí mismo.
Solo me preocupa que vengan y destruyan el Palacio Celestial. Si eso sucediera,
¿no habría decepcionado a Viejo Ancestro?” Explicó Qing Shui con preocupación.
Estaba preocupado por sí mismo, pero estaba aún más preocupado por las personas
que lo rodeaban y las personas en el Clan Qing.
“No tienes que preocuparte por
esto. Ven conmigo. Pequeña Mocosa Chen, tú también ven.” Después de que el
Viejo Ancestro terminó de hablar, los condujo hacia una habitación oculta.

El Viejo Ancestro presionó un punto
abultado en la pared. Una puerta de piedra con dos bestias feroces talladas se
abrió lentamente. Una brillante luz violeta destelló.
“Este es el <Cristal Divino
Violeta>. También se le conoce como <La igualdad de todas las
criaturas>. Mientras lo dispares, dentro de cien millas, la fuerza de todos
los guerreros que estaban más allá del Grado Rey Marcial bajarán de vuelta a un
Rey Marcial Pico. Esto solo sería efectivo en guerreros entre el Primer Grado y
el Tercer Grado de Santo Marcial. Por lo tanto, también se conoce como el Némesis
de los guerreros Santo Marcial.” El Viejo Ancestro señaló el Cristal Divino
Violeta, que solo tenía un metro de altura y se lo explicó.
“¡Desafiante del Cielo! ¡Una locura!”
Así fue como reaccionó Qing Shui al momento.
Pero en cuando Qing Shui lo pensó, si solo funcionara para Santos Marciales del
Primer hasta el Tercero
 Grado, si apareciera un Santo Marcial más allá del
Tercer Grado, ¿eso significa que se quedaría sin opciones? Pero poco después,
Qing Shui se rió de sí mismo. Si tenía que pensar de esa manera, entonces ya no
había ninguna razón para que existiera el Palacio Celestial…
“¿Sientes que es un poco inútil,
ya que solo puede limitar los Santos Marciales desde el primero hasta el tercer
grado?” El Viejo Ancestro se rió y le preguntó a Qing Shui.
Qing Shui se sintió un poco avergonzado
después de que sus pensamientos fueron vistos por el Viejo Ancestro. Justo
cuando estaba a punto de hablar, Di Chen ya abrió la boca.
“Sí, Viejo Ancestro, si un Santo
Marcial de Cuarto Grado iba a venir, ¿no significa eso que el Cristal Divino
Violeta sería inútil?”
“Jeje, la brecha entre los grados del Santo
Marcial es tan enorme que no se podía medir. El Santo Marcial más débil tiene
el poder de diez países. Esta es también la fuerza de un Santo Marcial de
primer grado. Solo cuando la fuerza de alguien supere los cien países se
considerará que posee la fuerza de un Santo Marcial de Segundo Grado. Para los
detalles restantes, incluso yo no tengo idea. Que yo sepa, el guerrero más fuerte
en la Residencia del Señor del Cielo Tirano es solo un Santo Marcial de Segundo
Grado.
Estas palabras del Viejo Ancestro
hicieron que Qing Shui se pusiera completamente rígido por el miedo. Una fuerza
con la fuerza de cien países, un poder tan terrorífico. Entonces, ¿qué tan
fuerte era exactamente alguien que alcanzó el Santo Marcial de 
Grado Dos Pico? Sin decirlo, debería tener por lo menos doscientos países de fuerza…

¡Esa fue una fuerza tan formidable! El
último ataque de ese hombre de la Residencia del Señor del Cielo Tirano, ya
había permitido a Qing Shui sentir el poder aterrador de un Santo Marcial.
Debería estar alrededor de sesenta países de fuerza…
“Viejo Ancestro, entonces, ¿El
Cristal Divino Violeta está siendo utilizando actualmente?” Di Chen
continuó y preguntó.
“No, el Cristal Divino Violeta tiene
una vida útil. Cada vez que se usa, un año de su vida será reducido. Cada vez
que se active, durará doce horas. Todavía se puede usar veinte veces”
suspiró el Viejo Ancestro.
Esta restricción no era inusual. Un
tesoro tan extraordinario, si pudiera usarse tanto como uno quisiera, habría
sido demasiado desafiante para el cielo.
“Mañana organizaré una Asociación de
Ancianos. Cuando eso suceda, te pasaré el símbolo del Palacio Celestial.
Después de eso, creo que tendrás que establecer tu dominio por ti mismo.”
Qing Shui sonrió amargamente: “De
acuerdo, Viejo Ancestro. ¿Realmente no tienes alguna forma de extender tu esperanza
de vida? ¿Melocotón de la Inmortalidad? ¿Fruta de la Longevidad?”
“He comido todos esos antes. Ya no tienen
ningún uso, jeje. Todos mis deseos se han hecho realidad. Solo espero que Qing
Shui pueda echarle una mano a Wuji” sonrió humildemente el Viejo Ancestro.
Hacia la vida y la muerte, ya se sentía indiferente.
“No te preocupes por las cosas con
respecto a tío Marcial Fei!”
··················

“Viejo Gong Sun, ¿qué te parece?
Esta vez, ¿a quién escogerá el Viejo Ancestro para hacerse cargo del Palacio
Celestial?” Preguntó un anciano enérgico con una sonrisa. Este anciano llevaba
una larga toga roja.
“En cualquier caso, ¡no sería el Viejo
Jin!” El anciano conocido como Gong Sun tomó un sorbo de té y dijo.
“Yo no, ¿entonces podría ser el
viejo Gong Sun?”
“¡De hecho, hay una alta probabilidad
de que el hermano Gong Sun sea elegido! Hehe” dijo un anciano con cabello barbas
un poco blancos a un costado. Luego se rieron sin restricciones.

“Lo sabía, usted y el Viejo Gong
Sun siempre han estado muy unidos el uno con el otro. Parece que habrá una gran
competencia entonces. Y también, chicos, hablemos sobre a quién le pasará el
Viejo Ancestro su posición.”
“Viejo Feng, ¿no estás cerca con
el Viejo Jin? Dinos, ¿a quién crees que elegirá el Viejo Ancestro para asumir
su posición? En realidad, debes saberlo. Pareces haberte olvidado de ese joven”
se rió Xi Fatong.
“¿Qing Shui? ¿Esa persona inútil
aún puede asumir la posición del Viejo Ancestro?” Dijo el viejo Feng sin
contenerse.
“¿Así que una persona inútil aún
puede vencer al genio en tu casa hasta convertirlo en una pulpa?”
“Tú… tú… tú…”
Estos fueron todos los Líderes Supremos
del Palacio Celestial que han tenido mucha experiencia en la vida. La mayoría
de ellos eran los Viejos Ancestros en su respectivo clan aristocrático que
estaban bajo el Palacio Celestial. Todos y cada uno de ellos eran los
guardianes de sus clanes.
··················
“Escuché que Qing Shui está de
vuelta. Es solo que no sé por qué esa basura está de regreso.”
Muy rápidamente, la información sobre
el regreso de Qing Shui al Palacio Celestial se extendió por todo el Palacio
Celestial.
“¿Basura? Incluso si él es una
basura, todavía logró matar a un guerrero de grado Rey Marcial. ¿Puedes decir
que eres capaz de hacer lo mismo?” El hombre anterior con cara redonda y
barbilla afilada fue acusado por un hombre con armadura.
El hombre miró a la persona con
armadura y se fue con una expresión sombría.
¡El hombre de la armadura era Xi Ri!
··················
Qing Shui volvió a donde estaba Cang
Wuya. Di Chen, por otro lado, regresó al Salón Nublado. Después de reunirse con
Cang Wuya y Fei Wuji, empezó a contarles sobre los incidentes que ocurrieron
durante estos últimos años como de costumbre.

“Mañana, si alguien se atreve a
hacer algún movimiento, no me importa quién sea, sé despiadado con ellos” Sonrío
alegremente Fei Wuji.
“Gracias tío Marcial Fei! ¡Lo
sé!”
“Descansa bien hoy. Una feroz batalla
podría incluso desarrollarse mañana” dijo Cang Wuya mientras miraba a Qing
Shui.
Qing Shui pasó la noche en casa de Cang
Wuya.
Dentro del Reino del Jade Inmortal Violeta!
Cultivó su cuerpo hasta el punto de
agotamiento.
Qing Shui estaba realmente interesado
en escuchar más sobre la fuerza de los Santos Marciales del Viejo Ancestro.
Pero lo que más sentía era una sensación de impotencia. Sería pan comido para
un guerrero Grado Santo Marcial matar a un guerrero en el pináculo del Rey Marcial.
No es algo que se pueda ganar por cantidades.
Esto se debió a que los guerreros en el
pináculo de Rey Marcial no eran capaces de romper una defensa de un guerrero Santo
Marcial. Si fueran a la batalla, solo serían sacrificados.
Además, Qing Shui había experimentado
una vez más las ventajas de su propia fuerza física. En tanto el cuerpo físico de
uno sea fuerte, podrán extraer aún más poder de sus armaduras, armas y píldoras
medicinales, lo que podría ayudar a amplificar su fuerza.
Solo teniendo un cuerpo físico
formidable se podría gobernar todo. A lo mucho, una persona solo podría agregar
algunas técnicas. Por ejemplo, las Bestias Demoníacas eran fuertes porque solo confiaban
en su propia fuerza física. Aunque no tenían armaduras y armas formidables, aún
podían derrotar a los guerreros humanos en el mismo grado que ellos.
En la actualidad, el mismo Qing Shui
tenía una fuerza física equivalente a cinco países y siete países en defensa
física. Pero si fuera a incluir las armaduras, las armas y técnicas, sería
capaz de lograr una fuerza que equivaldría aproximadamente a veinticinco
países.
Este fue también el resultado del Antiguo
Libro de ‘Renacimiento’, en el que dudó antes de que finalmente lo cultivara
durante tres años. La fuerza de su cuerpo físico había aumentado en un pliegue.
Cultivación, la cultivación, después de
pasar por una situación de vida o muerte, Qing Shui logró comprender más que
nadie que vivir no era una tarea tan fácil, especialmente cuando uno quería
mantenerse firme en la vida.

Al día siguiente, la práctica matutina de
Qing Shui acaba de terminar.
Dong-dong-dong…

Un fuerte ruido de reloj
resonó. Todo el Palacio Celestial podía oírlo. Ese ruido sonaba deprimente y
sombrío.
Bookmark(0)
AST Capítulo 530 – Regresando al Palacio Celestial, El tiempo del Viejo Ancestro del Palacio Celestial se acaba.
AST Capítulo 532 – Qing Shui Tomando el Control del Palacio Celestial, Estableciendo el Poder, Matar.