AST Capítulo 422 – Pitón de tres cabezas de Oro Oscuro, El Aterrador Poderoso Pisotón del Elefante.

Capítulo
422 – Pitón de tres cabezas de Oro Oscuro, El Aterrador ‘Poderoso Pisotón del
Elefante’.

El diagrama del Talismán de la Fuerza
Divina era una violenta bestia demoníaca que era como un enorme mono furioso.
Su cuerpo estaba inclinado hacia el frente, sus gruesos brazos ligeramente
levantados a los costados, exudando una fuerza de gran salvajismo y violencia.
La sección debajo explica cómo dibujar
y los puntos principales, e incluso se dividió en decenas de pequeños dibujos a
escala para explicar todo en pasos. También enumeró los puntos cruciales y la
forma de usar el Qi Xiantian.
Lin Zhanhan había mencionado esto
previamente y Qing Shui también había visto la forma en que había dibujado el
Talismán. Por lo tanto, parecía sentirse muy fácil para él. Al menos podía ver
claramente y sabía cómo dibujarlo, pero ahora parecía imposible para él lograr
dibujar uno por su cuenta.
Qing Shui no intentó dibujar uno, sino
que solo lo miró, tratando de recordar. Además, incluso si quisiera intentarlo,
no tenía los ingredientes para hacerlo. Aunque tenía una gran cantidad de piel
de bestia demoníaca que obtuvo del salón del tesoro del Clan Yan, no tenía
sangre de bestia demoníaca.
Hubo muchas ocasiones en que Qing Shui
pensó que ese pincel pudo haber sido dejado por el Maestro Artista. Ese pincel estaba rebosante de espíritu e inteligencia. Qing Shui había estado reprimiéndose
para no usarlo para dibujar un Talismán. El inconscientemente sintió que no era
adecuado y aún necesitaba esperar. Por lo tanto, se consiguió un pincel de
Lin Zhanhan, hecho del pelo de la cola de una bestia demoníaca normal de
1,000 años.
Qing Shui miró los <<Antiguos
registros del Talismán Celestial>> con gran detalle muy lentamente. Le tomó
cuatro horas completas antes de pasar al siguiente Talismán Celestial.
¡Talismán Escudo Divino!
Qing Shui se quedó sin palabras ante sus nombres. Sin embargo, solo eran
nombres, por lo que Qing Shui no se fijó demasiado en ellos.
Los diagramas del Talismán Escudo
Divino no eran desconocidos para Qing Shui. Era el diagrama de un vívido caparazón
de tortuga. Los finos patrones detallados en el caparazón de la tortuga eran
muy claros. El Talismán Escudo Divino era un Talismán Celestial que aumentaba
las defensas. Por supuesto, también se le permitió usarlo en sus oponentes.

El tiempo pasó muy rápido, y Qing Shui
se dirigió hacia el País Cang Lang a gran velocidad. El Ave de Fuego de vez en
cuando soltaba un fuerte chirrido, y las bestias demoníacas de la zona saldrían
todas aterrorizadas.
Cuando estaba oscuro, acababan de pasar
sobre una montaña. Qing Shui simplemente decidió quedarse aquí por la noche y
partir al día siguiente. Después de todo, no estaban lejos del País Cang Lang.
Qing Shui encontró un vasto espacio e
instaló una tienda de campaña allí. También dejó salir Jabalí Demoníaco de Diamante.
Estuvo insatisfecho por quedarse mucho tiempo en el Reino del Jade Inmortal Violeta.
Una vez que salió, comenzó a correr y
saltar por todas partes. Qing Shui no temía que se fuera a escapar ni temía que
se metiera en problemas. No había mucha gente en el País Cang Lang que fuera
capaz de matar a un Jabalí Demoníaco de Diamante en un instante.
Podría ser porque había pasado por esta
área unas cuantas veces que incluso Qing Shui sabía que este lugar era conocido
como la Montaña Dragón de Jade. Se dijo que hace mucho tiempo había aparecido
una Serpiente de Jade en este lugar. La Serpiente de Jade era una bestia
demoníaca de al menos el nivel Santo Marcial en el mundo de los nueve
continentes, y se rumoreaba que la Serpiente de Jade de esta área eventualmente
tuvo dos cuernos, cuatro garras, convirtiéndose en un Dragón Jade Blanco. El
lugar fue por lo tanto llamado la Montaña Dragón de Jade.
Había muchas serpientes de varios
tamaños en la Montaña Dragón de Jade. Sin embargo, una segunda Serpiente de
Jade nunca apareció de nuevo. Qing Shui continuó pensando sobre esto mientras
levantaba su tienda.
¡Durante este tiempo, el Jabalí de Diamante había escapado a algún lugar.
El Ave de Fuego encontró un lugar
seguro y descansó. Después de volar a gran velocidad durante el día, la energía
que había agotado era bastante grande. Qing Shui se dio cuenta de que todavía
había tiempo y, por lo tanto, se preparó para echar un vistazo a los
alrededores antes de dirigirse al Reino del Jade Inmortal Violeta.
No había llegado lejos cuando sonó el
grito de una bestia salvaje. El corazón de Qing Shui dio un salto y se dirigió
ansiosamente hacia la dirección del sonido. Fue porque el sonido provenía del Jabalí de Diamante.
¡Ese grito fue uno de terror
excepcional!
¿Qué nivel de cultivación tendría uno para
hacer que el Jabalí de Diamante gritara en tal horror? El Jabalí de Diamante era una existencia que no perdería ni siquiera ante las
bestias demoníacas de nivel más elemental.

En el tiempo de algunas respiraciones,
Qing Shui ya había corrido allí. Incluso el Pájaro de Fuego estaba dando
vueltas sobre Qing Shui, chillando incesantemente.
Cuando Qing Shui llegó, vio que el Jabalí de Diamante corría por su vida, saltando por todas partes. Cuando vio
a Qing Shui, corrió hacia él tan rápido como pudo.
Qing Shui vio lo que perseguía al Jabalí de Diamante. Era una pitón que era tan gruesa como dos grandes
barriles de agua. Su cuerpo era completamente de un color dorado oscuro, y Qing
Shui estimó que tendría unos cien metros de largo.
La pitón abrió su gran boca que podría
tragar a varias personas de una sola vez. Su fea cabeza y el hedor abrumador
hicieron que Qing Shui frunciera el ceño.
Frunció el ceño no por el hedor, sino
porque vio que había dos pequeñas cabezas de serpiente del tamaño de una cabeza
humana junto a la enorme y fea cabeza de la pitón. Se veía extremadamente raro.
“¿Por qué hay una bestia demoníaca de
nivel Rey Marcial intermedio aquí?” Qing Shui no entendió esto. Su sensación
inicial era que era comparable a un cultivador Rey Marcial Grado 8, pero entre
las bestias demoníacas, estaba en el nivel intermedio de Rey Marcial. No era de
extrañar que el Jabalí de Diamante estuviera tan aterrorizado antes.
Pero afortunadamente, era inteligente y lo había eludido. Si no, habría sido
devorado.
Qing Shui recordó que se había topado
con el dibujo de esta serpiente en el Archivo de la Bestia Demoníaca.
Esta pitón era conocida como la “Pitón
de Tres Cabezas de Oro Oscuro”
La Montaña Dragón de Jade estaba
rodeada de desolado desierto y bosques de 1000 li a lo lejos. No hubo ciudades
o países en el área. En el país Cang Lang, Qing Shui supuso que este individuo
no solo era el señor de la Montaña Dragón de Jade, sino también el más fuerte
de la zona.
Qing Shui miró la enorme pitón de tres
cabezas que tenía delante, algo preocupado. Después de todo, era una bestia
demoníaca de nivel del Rey Marcial.
¡Ning!

¡El Ave de Fuego dejó escapar un
chillido agudo en el aire!

El Pitón de Tres Cabezas de Oro Oscuro
miró cautelosamente al Pájaro de Fuego, y balanceó la mitad inferior de su
cuerpo como si fuera un látigo gigante, latigueando hacia el Ave de Fuego que
estaba en el aire a la velocidad del rayo.
“¡Qué gran velocidad!” Qing Shui no
pudo evitar querer aplaudir por este latigazo. Fue demasiado fuerte.
Si fuera en el pasado, es probable que
el Ave de Fuego no pudiera esquivarlo, pero ahora podía hacerlo. Después de
todo, la velocidad ahora era en lo que era mejor el Ave de Fuego.
¡Swoosh, swoosh!
¡Las dos piedras en sus manos salieron
disparadas hacia los dos ojos de la Pitón de Tres Cabezas de Oro Oscuro!
¡Ding, Ding!
La Pitón de Tres Cabezas de Oro Oscuro
cerró sus ojos con calma y las dos piedras se convirtieron inmediatamente en
polvo, dispersándose en el aire.
¡Hiss!
¡El furioso Pitón de Tres Cabezas de
Oro Oscuro balanceó su cola y la azotó hacia Qing Shui!
¡Swoosh, swoosh!
El sonido de la cola de la pitón
cortando el aire resonó.
¡Latigazo!
Aplastó las rocas sobre las piedras
convirtiéndolas en polvo, creando un cráter de diez metros de largo y dos de
ancho en el suelo donde Qing Shui estaba parado antes.
Al ver que no había golpeado a Qing
Shui, la enorme cola se agitó hacia él como si estuviera barriendo a un
ejército de mil soldados.
Rocas fueron enviadas por todos lados,
y en la distancia de cien metros, el lugar era como una tormenta de arena.
¡Qing Shui reunió la fuerza de todo su
cuerpo!

Sus puños ya habían sido lanzados hacia
el cuerpo de Pitón de Tres Cabezas de Oro Oscuro que se deslizaba hacia él.
¡Pu Pu!
¡Sus brazos atravesaron la piel de la
serpiente y la carne de la serpiente se hundió hasta los hombros! Fue una pena
que el cuerpo de la serpiente fuera demasiado grande. Aunque sus brazos se
habían hundido en la serpiente, para la tremenda Pitón de Tres Cabezas de Oro
Oscuro, era como si un humano fuera pinchado por dos agujas.
¡Hiss!
La Pitón de Tres Cabezas de Oro Oscuro
soltó un fuerte siseo de dolor.
“¡No es bueno!” ¡Qing Shui pensó para
sí mismo!
Pero justo cuando estaba a punto de
sacar los brazos, Qing Shui sintió que ya había sido enredado a una gran
velocidad, se giró con fuerza.
Su agarre se hizo cada vez más fuerte e
incluso lo levantó en el aire.
¡La fuerza de Qing Shui no fue útil en
absoluto!
¡Ning!
El Ave de Fuego repentinamente escupió
llamas púrpuras hacia la Pitón de Tres Cabezas de Oro Oscuro. Podría ser porque
acababa de pasar por un día de vuelo rápido, el agotamiento de su “Núcleo de
Qi” fue muy grande haciendo que las llamas parecían ser mucho más débiles. Pero
justo cuando las llamas estaban a punto de freír la cabeza del Pitón de Tres
Cabezas de Oro Oscuro, sus dos cabezas pequeñas arrojaron simultáneamente
espesa niebla blanca.
¡Hisssss!
¡Muy rápido, las llamas púrpuras del Ave
de Fuego fueron tragadas!

Qing Shui se sintió muy deprimido. Tenía
mucha fuerza con él, pero era como si estuviera en un pantano y no pudiera
utilizarla. Qing Shui nunca hubiera pensado que esta situación pasaría.
¡Pfft!
¡El Jabalí de Diamante
aprovechó la oportunidad para chocar contra la pitón, y abrió su boca para
morder un gran trozo de carne!

¡Hiss!
¡Latigazo!
El Jabalí de Diamante fue
enviado a volar por el latigazo de su cola, creando una abolladura en los muros
de roca cercanos, enviando a volar trozos de piedra.
Puede ser debido a que el Jabalí de Diamante había enfurecido por completo a la Pitón de Tres Cabezas
de Oro Oscuro, que se enroscó y al final, era como si estuviera caminando
erguido, balanceando su gran cuerpo mientras se dirigía hacia el jabalí.
Fue entonces cuando Qing Shui descubrió
que sus pies estaban pisando una parte del cuerpo de la pitón.
La oportunidad había llegado.
Qing Shui había estado esperando esta
oportunidad.
Reunió toda la fuerza en su cuerpo.
¡Fuerza del Toro Frenético!
¡Corte de Trueno Celestial!
¡Energía Natural!
¡Qi Diamante!
Después de tomar una respiración
profunda, Qing Shui poco a poco levantó su pie derecho, y luego lo pisoteó
ferozmente.
¡Poderoso Pisotón del Elefante!

¡Boom! Hssss…

Una enorme fuerza de 19 millones de jin
atravesó el cuerpo de la serpiente como una onda de choque, como si una
garganta hubiera sido pisoteada en el suelo.
¡Sangre y carne fueron enviadas a volar!
Alrededor de diez metros de donde su
pie había aterrizado estaba el corazón y las tripas de la pitón…
La patada que había aterrizado en el
cuerpo de la pitón fue fatal.
La Pitón de Tres Cabezas de Oro Oscuro
cayó al suelo con dolor, sin moverse. La sangre que fluía teñía de rojo las
rocas bajo los pies de Qing Shui.
“Mmm, ¿No es esta la sangre que se
puede usar para dibujar Talismanes?” Qing Shui buscó rápidamente los numerosos
barriles en el Reino del Jade Inmortal Violeta que se usaban para almacenar
vino y lleno veinte de ellos.
“¡Es suficiente!”
Qing Shui entonces arrancó la piel de
serpiente. Las tripas, el corazón y el núcleo de la serpiente ya habían sido
destrozados por la patada fatal de Qing Shui.
Después de limpiar, Qing Shui llevo al Ave
de Fuego y al Jabalí de Diamante de regreso a la tienda de campaña y
luego los puso en el Reino del Jade Inmortal Violeta. Luego ingresó al Reino
del Jade Inmortal Violeta también. De este modo, no necesitaba temer que estuvieran
en peligro.
El Ave de Fuego voló hasta ese enorme
Parasol chino para descansar. Un mes más en el Reino del Jade Inmortal Violeta
fue equivalente a seis horas afuera. Es por eso que Qing Shui se atrevió a
dejar volar al Ave de Fuego a su mayor velocidad durante todo el día. Después
de todo, él tuvo suficiente tiempo para dejarlo descansar y recuperarse.
Además, permitir que el Pájaro de Fuego volara a una velocidad tan extrema
también era muy beneficioso para él.
Cultivo, Forja, Alquimia… Él no podía abandonar
ninguno de ellos.
Ahora, Qing Shui tenía un área más para
entrenar. Dibujo de Talismán.
Qing Shui cortó la piel de serpiente en
trozos y mientras canalizaba Energía Natural, tomó una daga que había forjado
de la Esencia Metálica Templada, cortando fácilmente la piel de la serpiente.

Qing Shui entonces recogió un pedazo de
la piel de la Pitón de Tres Cabezas de Oro Oscuro y la templó. Había leído de
los capítulos de antes del libro del “Talismán Celestial” que existía un método
específico para enseñarle a uno cómo templar los objetos.
Después de todo, templar pieles de
bestias y sangre fresca era lo más básico en el Dibujo de Talismán, y era algo
que uno debía aprender. Era solo que era demasiado simple y agotaba demasiado
Qi Xiantian.
Qing Shui ya estaba en la etapa de
Minuciosa Sutileza, y la sensibilidad de su Sentido Espiritual también era más
ágil ahora. Concentró por completo su mente y cuerpo para controlar los
minúsculos cambios en los patrones de la piel de la bestia.
“¿Se echó a perder tan fácilmente?”
“¡De nuevo!”
“¡De nuevo!”

Qing Shui no sabía por cuántos fracasos
había tenido que pasar. Simplemente se enfocó completamente en lo que estaba
haciendo, reuniendo todo su esfuerzo mientras continuaba templando. Múltiples
fallas es la escalera que conduce al pico del éxito.
Bookmark(0)
AST Capítulo 421 – Talismán de Atadura, Regresando al Palacio Celestial, Shi Qingzhuang.
AST Capítulo 425 – La sensitividad de Canghai Mingyue, Refinando la Piel de Bestia en forma de talismán.