AST Capítulo 206 – La Joven Señorita del Clan Yan que Vende Hojas de Té.

Capítulo
206 – La Joven Señorita del Clan Yan que Vende Hojas de Té.

Solo
cuando alcanzara la Quinta Capa Celestial de la Antigua Técnica de
Fortalecimiento tendría la esperanza de permitirse ir por su cuenta al Clan
Yan.

Qing
Shui solo regresó en la mañana al lugar de descanso donde estaban Canhai
Mingyue y Huoyun Liu-Li. Cuando hizo contacto con la amable y preocupada mirada
de Huoyun Liu-Li, se sintió muy conmovido en el corazón. Se sintió satisfecho
de tener a tal señorita pensando en él.

Qing
Shui se sintió muy agradecido, si él estuviera en su vida anterior, Qing Shui
habría pensado que una mujer como esta estaría fuera de su alcance. En esta
vida, él era capaz de probar el calor y cuidado de semejante belleza sin
paralelos.

Canghai
Mingyue permaneció igual, como si nada pudiera llamar su atención. Ella daba
una fuerte y dominante presencia que parecía ser capaz de causar que no
retrocediera una vez que estuviera en contacto con ella. Era hermosa, tan
hermosa que incluso la belleza de alguien que podría causar sufrimiento en el
país y sus habitantes no podría compararse con ella.

Ella
era diferente de la frialdad de Shi Qingzhuang, y tenía el orgullo de un
solitario. Ella era una que era diferente a todo. Un amigo era fácil de
encontrar pero un pecho era difícil de desear. Ella era como un fénix que
remontaba a través de las nubes, nadie podría entenderla o saber lo que ella
estaba pensando. Nadie sabía porqué razón, qué era lo que ella quería o qué
perseguía.

Los
tres continuaron en su camino después de tener una comida simple. Ya habían
entrado al País Yan Jiang. Qing Shui estimo que les tomaría alrededor de dos
días dejar el País Yan Jiang. El Cóndor Trueno de Alas Doradas y el Luan Rojo
no tendrían problemas en volar dos días. Ya que Qing Shui había hablado con
Canghai Mingyue la noche anterior sobre el País Yan Jiang, terminó cambiando de
parecer y decidió no pasar por la Ciudad Yan.

A
pesar de que su meta era difícil de alcanzar, al menos tenía una meta y la
posibilidad de alcanzarla. Qing Shui sabía que sería difícil de avanzar a la
Quinta Capa Celestial. Ya que sabía de alquimia, podría ser capaz de encontrar
una receta adecuada o refinamiento basado en las recetas a las que tenía acceso
para ayudar a su cultivación.

Huoyun
Liu-Li a veces acompañaría a Qing Shui y a veces a Canghai Mingyue. Qing Shui
sintió que parecía gracioso pero estaba conmovido. Esta chica no quería ser
negligente con su Maestra ni con él.

Había
también 81 ciudades en el País Yan Jiang, entraron a la Ciudad Moyu la cual
estaba en la distante frontera del País Yan Jiang pero eso no los detuvo.
Viendo hacia abajo desde el aire en las alturas, no pudieron ver claramente
como era la ciudad ya que era demasiado grande. Sin embargo, todavía se sentía
como si aquellos altos edificios fueran muy pequeños e insignificantes.

Parado desde un lugar alto, uno podría ser capaz de ver a lo lejos. Cuando uno está de
pie en un lugar alto uno también podría bajar su cabeza y echarle un vistazo a
las cosas. Se sentía como si uno fuera capaz de ahorrar un montón de esfuerzo y
fuerza. Poro a poco uno descubriría que desarrollaría el gusto por ese
sentimiento. Aquellos que menospreciaban al resto del mundo se paraban en
lugares muy altos, ellos no solo bajarían su cabeza sino que también
despreciarían a todo lo demás.

Solo
les tomó dos horas para pasar volando rápidamente por los edificios, montañas y
bosques de la ciudad ya que las ciudades más pequeñas solo tendrían una
circunferencia de 1000 li, en tanto que las más grandes tendrían una
circunferencia de decenas de miles de li. Esto fue también por lo que Qing Shui
solo pensó aventurarse al mundo después de conseguir su ave ardiente. De otro
modo, sería casi una imposible tarea a menos que aprendiera aquellas técnicas
que le permitieran moverse a través de largas distancias como si fueran solo
distancias cortas o si pudiera poner sus manos en el legendario ‘checkpoint’

A
pesar de que Qing Shui estaba impactado cundo vio por primera vez l descripción
del ‘checkpoint’ no sintió que fuera algo inesperado, el ‘checkpoint en el que
Qing Shui estaba pensado era conocido por ser un artículo mágico pero era visto
como un tesoro en el mundo de los nueve continentes. No estaba dividido en
diferentes grados como si tuviera diferentes usos, pero eran todos lo suficientemente
fuertes para hacer que a uno se le erizara el pelo.

La
leyenda decía que el ‘checkpoint’ que existía en el mundo de los nueve
continentes permitía a su portador ser capaz de alcanzar inmediatamente uno de
los nueve puntos designados. Los nueve puntos estaban respectivamente
localizados en un lugar dentro de la capital de cada continente. En cuanto a si
era realmente el caso, nadie lo sabía ya que no se sabía de alguien que hubiera
puesto sus manos en uno.

Aunque
Qing Shui estaba también lleno de deseo por el ‘checkpoint’ ya que podría
ahorrarse un montó de tiempo y sería extremadamente útil durante intentos de
escape, no había pistas ni de dónde empezar la búsqueda de tal artículo mítico.

El
fuerte viento en el aire no era nada para aquellos que alcanzaron el Xiantian.
Si fuera una persona ordinaria, no sería capaz de soportar los fuertes vientos.
Ni siquiera serían capaces de respirar y solo sentirían como si fueran a ser
cortados por una hoja. Esto demuestra lo rápidos que eran el Cóndor Trueno de
Alas Doradas y el Pájaro de Fuego.

En
el fuerte viento, ellos incluso canalizarían algo de Qi Xiantian cuando
hablaban, si no, no serían capaces de escucharse entre sí. Además, normalmente
no hablaban durante el vuelo. Por supuesto, sería un caso completamente
diferente si estuvieran sentados. Las partes sobresalientes de la espalda de
las bestias voladoras bloquearía la mitad de la altura de una persona. Sin
embargo, cuando estuvieran volando muy rápido, aquellos que fueran débiles, no
serían ni siquiera capaces de sentarse ya que la velocidad sería demasiado
rápida e insoportable para ellos.

Estando
de pie en un lugar alto, el cielo parecía tan vasto e interminable, haciendo
que uno sintiera que era insignificante e indefenso. Ser capaz de ver el vasto escenario
Qing Shui se sintió especialmente bien y tranquilo.

Continuaron
volando hasta el siguiente día. Cuando era medio día, Canghai Mingyue miró a
Qing Shui y dijo suavemente, “Ciudad Yan está justo al frente. Dejemos que las
bestias tomen un descanso mientras tomamos algo de comida. Nos quedaremos por
dos horas antes de continuar nuestro camino.”

Qing
Shui miró a Canghai Mingyue, perplejo, pero la otra parte solo le mostró la
espalda cuando volteó para mirarla. Cuando Qing Shui escuchó las palabras Yan
City, tuvo una sensación ardiendo dentro de sí mismo. Aunque había dicho que no
se detendrían en la Ciudad Yan, todavía era bueno echarle un vistazo ya que
estaban de paso.

Quería
agradecerle a Cnghai Mingyue, pero eventualmente se reprimió de hacerlo. Todavía
se sentía muy agradecido por ella incluso aunque ella era orgullosa, distante e
incluso un poco estoica.

Una
hora después, se bajaron en un lugar menos ocupado, rentaron un carruaje tirado
por caballos y fueron al restaurante más grande de la Ciudad Yan, “Posada Maple
Rojo.”

La
prosperidad de la Ciudad Yan no era muy diferente del País Cang Lang y estaba
casi al mismo nivel. Qing Shui se sentó el sillón junto con Canghai Mingyue y
Huoyun Liu-Li  con la aturdida
Huoyun Liu-Li sentada al lado de él en el centro.

El
carruaje no era muy grande y era apenas capaz de sentar a tres personas.

Canghai
Mingyue una vez más hizo que Qing Shui sintiera que ella era única, aunque ella
se sentó en el otro lado sin dudarlo, ella todavía mantenía su distancia de
Qing Shui.

Aunque
estaba rodeado de bellezas Qing Shui se sentía especialmente desplazado. Cuando
vio la mirada de Canghai Mingyue antes, era como si a ella no le importara que
él era un chico. Eso hizo sentir a Qing Shui que a ella le importaba un comino…

“Liu-Li
cambiemos asientos. Quiero echar un vistazo afuera.” Dijo suavemente Qing Shui.

“Ahh,
mmm.” Huoyun Liu-Li parecía haberse dado cuenta de algo y rápidamente estuvo de
acuerdo en cambiar asientos con Qing Shui. Huoyun Liu-Li giró su bien
desarrollado y hermoso trasero ante Qing Shui, y Qing Shui quería mucho clavar
su cara en él.

Canghai
Mingyue volteó y lanzó una mirada a Qing Shui antes de continuar mirando
afuera, pero no hubo un solo cambio en su expresión.

Qing
Shui se inclinó contra la ventana y miró afuera al tránsito y establecimientos
pasando. Había una gran variedad de artículos a la venta. Había muchas voces de
gente gritando por clientes así como aquellos que estaban regateando por un
mejor precio.

Pasaron
otro establecimiento, y notó que ahí parecía haber una inusual multitud. Sin
embargo, la voz que salió hizo que Qing Shui cayera en shock.

“Pensar
que la joven señorita del Clan Yan está vendiendo hojas de té. Esto es
realmente una desgracia para el Clan Yan.” Sonó una mordaz voz femenina.

“Es
Joven Señorita del Clan Yang solo en nombre. ¿Cómo se ve ella como la Joven
Señorita del Clan Yan? Ella ni siquiera puede ser comparada con una sirvienta
del Clan Yan. No es vergonzoso confiar en sus propios esfuerzos para
sobrevivir.” Dijo tranquilamente un anciano.

“Señor,
por favor detenga el coche.” Qing Shui gritó repentinamente.

Qing
Shui rápidamente se bajó del coche, sin siquiera decir nada a Huoyun Liu-Li ni
a Canghai Mingyue.

“Maestra,
¿qué sucede con él? Huoyun Liu-Li preguntó ansiosamente a Canghai Mingyue.

“Vamos
a echar un vistazo también.”

Canghai
Mingyue y Huoyun Liu-Li bajaron del coche también. “Señor, por favor espérenos
aquí 15 minutos. Si no regresamos para entonces, es libre de irse.”

Después
de decir eso, Huoyun Liu-Li entregó al cochero una nota de plata.

Qing
Shui caminaba hacia la multitud. Su sentido del oído era muy agudo,
permitiéndole escuchar claramente de una distancia tan lejana.

“Suspiro,
esta niña es tan lamentable. Incluso a pesar de que ella es una Joven Señorita
del Clan Yan, ella ni siquiera se puede comparar a una chica de una familia de
plebeyos.” Una tía habló sintiendo pena.

Qing
Shui caminó muy lentamente y gradualmente se apretujó hacia el frente.

“Joven
Maestro Xiao, ¿es tu prima mayor? ¿La que está vendiendo hojas de té?” La voz
de un hombre joven sonó sorprendida.

“Jaja,
¿Prima? ¿Es ella merecedora de ese título? Ella no es ni siquiera es hija de mi
tía sino simplemente una hija ilegítima del Clan Yan.” Dijo la voz de un joven
que sonaba lleno de desdén.

“Entonces
porqué no me dejaste hacer mi movimiento antes? Después de todo, ella es tan
bonita y encantadora.” Dijo el joven lascivamente.

“¿Quieres
morir? Antes de que puedas tocarla, ¿Crees que Guo Polu limpiará a todos en tu
familia? Si eso pasa incluso yo no sería capaz de salvarte.” El compañero
titulado como Joven Maestro Xiao dijo con un tono de odio.

“No
es de extrañarse que nadie se atreva a intimidarla incluso a pesar de que la
dejen vagan en las calles, ¿Le gusta a Guo Polu? Si es así, ¿Porqué no se la ha
llevado?”

“A
Guo Polu le gustaría mucho hacer eso, e incluso ha jurado que solo se casará
con ella. Pero esta a obstinada muchacha no le importa él”

Qing
Shui y se había unido a la multitud en ese momento. Vio a un ordinario carro de
vendiendo hojas de té normales que podrían ser encontradas en las montañas o
cerca de los bancos de río. Sin embargo, las hojas de té fueron recogidas y
cosechadas muy meticulosamente.

Cuando
Qing Shui vio a la chica detrás del carro vendiendo las hojas de té tuvo un
único sentimiento y una urgencia desconocida. Con un solo vistazo, estaba
seguro que la chica era la hija de su madre quien la había estado extrañando
mucho durante los últimos 19 años. Ese rostro, que era 70% similar al de su
madre, parecía un poco joven y era muy parecido al suyo. Cuando Qing Shui vio
la marca roja del tamaño de un frijol en la esquina de sus ojos, él estaba
incluso más seguro de su identidad. La alta y delgada figura parecía un poco
delgada y frágil. Aunque ella era delgada, no era huesuda y su figura estaba
bien desarrollada.

Qing
Shui se sintió muy extraño, sintiendo una ligera anticipación por esta
desconocida hermana mayor. Era debido a que ella era la carne y sangre de su
madre y estaba conectada a él por la sangre. Quería mucho llevársela, llevarla
con su madre y protegerla. Ese sentimiento no desaparecería solo porque nunca
se habían conocido. ¿Podría ser este sentimiento de la sangre siendo más gruesa
que el agua?

Cuando
vio su miserable estado, el corazón de Qing Shui se sintió dolorido. No sabía
porqué repentinamente sintió dolor e incluso su rostro parecía ligeramente
pálido.

Viendo
al delicado rostro con una madurez que no era acorde a su edad y un tinte de
indiferencia reflejado en sus ojos claros, Qing Shui no pudo ver ningún resentimiento
y solo vio una voluntad indomable.

Qing
Shui vio que aunque había muchas personas reuniéndose alrededor. Nadie iba a
comprar hojas de té.

“Señor,
¿Porqué es que hay tantas personas reuniéndose alrededor pero nadie está
comprando hojas de té?” Qing Shui preguntó a un viejo que estaba de pie al lado
de él.

“Suspiro,
¿No es porque ese es el Joven Maestro Xiao? ¿Quién se atrevería a ir y comprar
hojas de té?” Dijo suspirando el anciano.

“¿Qué
quiere decir? Señor, ¿Podría decirme? Yo estaba pensando también comprar
algunas hojas de té.” Qing Shui quería saber más sobre esta hermana mayor de
sangre que nunca antes había visto.

“Suspiro,
si quieres comprar hojas de té, espera hasta que ese Joven Maestro Xiao se
vaya.” El anciano suspiró de nuevo y no dijo nada más.

Qing
Shui miró a este anciano que estaba muy tranquilo y no dijo nada. Él realmente
quería saber que clase de ambiente haría a una chica ordinaria de 19 años tan
triste.

Huoyun
Liu-Li miró a Canghai Mingyue y dijo sorprendida  “Maestra, echa un vistazo, Qing Shui y esa dama se parecen
muchísimo.”

Canghai
Mingyue y Huoyun Liu-Li siguieron a Qing Shui a mirar lo que estaba haciendo y estaban
a una corta distancia de él.

Justo
cuando Qing Shui quiso avanzar a comprar hojas de té, dos hombres en sus 30’s
que estaban vestidos limpiamente caminaron hacia el frente del carro.

“Empaca
estas y estas, las compraré.” Uno de ellos señaló a la mitad de las hojas de té
y dijo.

“Jaja,
ellos deben haber sido enviados por Guo Polu. Si no, ella habría muerto de hambre
hace mucho tiempo en las calles.”

Por
la voz, Qing Shui podía decir que pertenecía al Joven Maestro Xiao. No pudo
evitar voltear y mirar a ese complaciente y listo hombre joven. Él pensó. “Él
debe ser del Clan Xiao.”

Qing
Shui estaba ahora muy curioso sobre este Guo Polu. Para ser capaz de ir en
contra del Joven Maestro Xiao. No debe ser un hombre ordinario. Parecía que el
Clan Guo o Guo Polu tiene un respaldo muy fuerte.

“Jaja,
¿Cómo está? ¿Te estás arrepintiendo de no escuchar a mi tía?”

Cuando
Qing Shui escuchó esa voz desagradable. Frunció el ceño. Él ya estaba
sosteniendo una pequeña roca y estaba a punto de aplastar esa cara odiosa
cuando su mano fue sostenida por una pequeña y cálida mano.

Qing
Shui miró a Canghai Mingyue que agitó la cabeza. Cuando Qing Shui volteó su
cabeza, estaba casi tocando ese extremadamente hermoso rostro. Miró a ese
majestuosamente hermoso rostro próximo, y especialmente a ese par de hermosos
ojos que eran tan oscuros como la tinta, extremadamente profundos, y parecía
tener la magia que causaba que uno cayera en ellos. Su belleza era única, justo
como un irresistible cachorrito.

Qing
Shui estaba un poco aturdido e incluso pudo sentir su exhalación, un aroma que
olía como a orquídeas. La amable sensación en su mano lo hizo sentirse
extremadamente conmovido.

¿Ella
estaba preocupada por él?

Qing
Shui miró con un pálido rostro a la figura que estaba desapareciendo en la
lejanía. Esa pequeña pero aún así indomable espalda parecía como si tuviera una
voluntad la cual se negaba a ceder. Se sintió muy triste y deprimido. Este fue
el dolor de personajes insignificantes.

Qing
Shui encontró una chismosa mujer de mediana edad entre la multitud, le pagó
algo de dinero y rápidamente supo toda la historia.

“Hace
cinco años, Madame Xiao, que era la tía del Joven Maestro y la joven amante oficial
del Clan Yan, había querido casarla con un clan fuerte, pero Yan Qingqing se
había opuesto al matrimonio. Por lo tanto Madame Xiao trató de usar medios
despreciables para que el Clan Yan la expulsara de la casa mientras se negaba a
dejarla ir muy lejos. Yan Qingqing incluso había pensado en morir para ponerle
fin a todo. Sin embargo, Madam Xiao le había dicho, “tienes una madre que es
muy probable que venga y te lleve. ¿No quieres conocer a esa mujer que te dio a
luz?”

“Ella
no ha dejado este lugar porque está esperando a que su madre venga por ella.”

Qing
Shui se quedó ahí, sintiéndose perdido. Ese sentimiento de indescriptible dolor
e indefensión lo hizo temblar pero pudo sentir un toque cálido en sus manos.

Qing
Shui no supo cuando Huoyun Liu.Li había tomado su otra mano mientras lo miraba
preocupada. Sus ojos reflejaban dolor. Qing Shui se forzó a sí mismo para
esbozar una pequeña sonrisa. Él no entendía a Canghai Mingyue, pero conocía el
encantador encanto y similar orgullo de Huoyun Liu-Li. Esa amable y dolida
mirada hizo que Qing Shui se sintiera muy cálido en su interior.

El
corazón de una persona solo será calentado por otra.

Qing
Shui no supo cuando Canghai Mingyue había soltado sus manos, él extrañaba ese
extraño sentimiento e incluso se sintió un poco agitado solo por simplemente
tocarla. Pensando en ello, se sintió un poco tonto…

“Creo
que deberíamos irnos ahora. No me quiero quedar por otro momento.” Dijo dolorido Qing Shui.

“De
acuerdo vayámonos inmediatamente.” Canghai Mingyue estuvo de acuerdo sin
ninguna reservación.

Antes
de que Qing Shui se fuera, él gravó un nombre en su corazón, Guo Polu.
Bookmark(1)
AST Capítulo 205 – ¿Qué nivel de fuerza necesito para pisotear el Clan Yan?
AST Capítulo 207 – Capital Greencloud, el otro lado de Canghai Mingyue.