ATG Capitulo 99 Un Juego de Vida y Muerte

Capitulo 99 : Un Juego de Vida y Muerte

Un águila gigante blanca y un enorme halcón negro barrían por el cielo respectivamente, como si fueran rayas de un rayo blanco y negro; lo que causó que innumerables peatones se detengan y miraran uno tras otro conforme trataban de adivinar qué eran exactamente esas bestias profundas de alto nivel. Pero justo después, el halcón y el águila volaron cada vez más lejos y más alto y muy rápidamente, desaparecieron completamente por encima de las nubes

“¡Little Snow! ¡Un poco más arriba!”

Todo el cuerpo del Águila Gigante de Nieve era tan blanco como la nieve; Lan Xueruo había esperado que después de que volara por encima de las nubes, ellos podían ocultar sus siluetas con la ayuda de las nubes. Pero Yun Che comprendió muy claramente, que esto puede haber funcionado si fuera algún otro tipo de bestia profunda voladora que los persiguiera; sin embargo, lo que estaba detrás de él justo pasó a ser un halcón. Los halcones eran los verdaderos gobernantes del cielo, y no había nada que pudiera escapar de los ojos de un halcón.

El Águila Gigante de Nieve voló más alto y más alto, y había pasado a través de incontables capas de nubes. Sin embargo, el Feroz Halcón Tormenta todavía los perseguía implacablemente. El Águila Gigante de Nieve podía volar muy alto, suficiente para llegar a una altitud de cinco mil metros; pero en términos de la altitud de vuelo, estaba lejos de ser capaz de compararse con los halcones. Un ordinario halcón adulto ya podía volar a la altitud de diez mil metros, aún menos un Feroz Halcón Tormenta clasificado en el Profundo Reino Espíritu.

Afortunadamente, en términos de la velocidad de vuelo, el Águila Gigante de Nieve no era inferior al Feroz Halcón Tormenta; a pesar de que seguía detrás estrechamente, la distancia se mantuvo constantemente la misma. El Águila Gigante de Nieve no tenía manera de echar al Halcón Tormenta Feroz fuera de su cola, pero el Feroz Halcón Tormenta no podía alcanzar al Águila Gigante de Nieve en cualquier momento tampoco. Sin embargo, el rango del Águila Gigante de Nieve, después de todo, era menor que ese del Feroz Halcón Tormenta; para el Feroz Halcón Tormenta ponerse al día con el Águila Gigante de Nieve, era sólo una cuestión de tiempo.

“Según lo que sé, este Feroz Halcón Tormenta fue capturado vivo por la Secta Xiao hace unos pocos años. No parece haber sido aún totalmente domado, y no es alguna bestia profunda contratada tampoco, y hay riesgos de que escapase si fuera liberado. Así que a menos que fuera algún asunto imperativo, ellos simplemente no liberarían este Feroz Halcón Tormenta….

¿Hermano menor Yun, qué exactamente hiciste a la Secta Xiao Secta?” Lan Xueruo preguntó nerviosamente a medida que agarraba fuertemente el plumaje del Águila Gigante de Nieve.

El sonido del viento aullaba como el retumbar de un trueno. Escuchando la pregunta de Lan Xueruo, Yun Che vaciló un poco, y respondió sinceramente: “Está bien si eliges no creer lo que estoy apunto de decir… Lisié totalmente a Xiao Luocheng, y les hice perder seiscientos mil profundas monedas púrpura por nada…” Yun Che pausó ligeramente, pero sin embargo, optó por una manera de palabrear que era más fácil para que otros se lo traguen: “También destruí completamente la tesorería de su secta.”

“¡Ah!” Lan Xueruo abrió sus hermosos ojos en forma redonda; sus labios estaban abiertos a medida que lo miraba estupefacta, como si estuviera mirando a una monstruosidad.

“Lo juro por mi apariencia que todo esto es verdad.” Yun Che dijo sin poder hacer nada.

“…” Lan Xueruo quedó sin habla por un largo tiempo. Ella no dudaba de las palabras de Yun Che; estaba segura que basado en su perspectiva de la naturaleza de Yun Che, él fundamentalmente no usaría tales palabras ridículas para engañarla en este tipo de situation.

Pero, era exactamente porque ella no dudaba de las palabras de Yun Che, que ella estaba inmensamente conmocionada y asustada dentro de su corazón. Lo que la sorprendió fue que Yun Che, quien era un joven en el primer nivel del Profundo Reino Naciente, fue en realidad capaz de traer semejante desastre a la secta más grande de Ciudad Luna Nueva por él mismo; esto era algo absolutamente inimaginable. Lo que la asustaba… Fue que lisiar a Xiao Luocheng y perder seiscientas mil profundas monedas púrpura ya podría sumarse a un odio profundo; pero destruir la tesorería de la secta…. ¡Ello sería más que solo odio profundo! ¡Este tipo de odio era suficiente para perdurar a través de cientos de generaciones y miles de otoños!

Si la Secta Rama de la Secta Xiao no quisiera cortar el cadáver de Yun Che en decenas de miles de piezas a toda costa, incluso ella pensaría de eso como extraño.

No era de extrañar que con el fin de perseguirlo, la Secta Xiao incluso hubiera liberado el Feroz Halcón Tormenta.

Lan Xueruo estaba originalmente considerando si, si debe detener este escape sin sentido y revelar su identidad, lo cual absolutamente sería suficiente para garantizar la seguridad de Yun Che. Pero después de escuchar las palabras de Yun Che, ella arrojó esta idea lejos por completo. Basada en lo que Yun Che había hecho, si él fuese a caer en las manos de la Secta Xiao, aún menos ella misma, ella no sería capaz de salvarlo incluso si hacía uso de su padre.

Mirando a la reacción de Lan Xueruo, Yun Che dijo un tanto con culpa: “Hermana mayor Xueruo, lo siento, te he traído problemas.”

Lan Xueruo sacudió ligeramente su cabeza: “Esta es mi propia elección, no hay nada que pueda ser considerado una carga.” Ella sonrió suavemente y lo consoló: “También, la hermana mayor protegiendo un lindo hermano menor, es una materia de hecho sin tener que decir algo.”

“Es demasiado pronto decir que me estás dando problemas, pues todavía no es seguro que no podemos escapar. Tal vez ellos dejarán de perseguirnos después de un rato. O tal vez… ese Feroz Halcón Tormenta de repente se volvería desobediente y vuele en una dirección diferente en otra parte; todo eso es posible… ¡Little Snow, vuela un poco más rápido!”

Cuando escuchó las palabras de Lan Xueruo, alguna complejidad destelló por la expresión de Yun Che. Conforme Lan Xueruo dijo estas palabras, él no descubrió el menor rastro de arrepentimiento, engaño, e impureza de las profundidades de sus ojos.

A él no le gustaba estar en deuda con otras personas, pero en esta ocasión, él sin duda estaba en deuda con ella. Él le debía su vida, o quizás, algún tipo de emoción…

“Hablando de lo cual, hermano menor Yun, ¿cómo lograste infiltrarte en la Secta Xiao de todos modos? ¿Y cómo los devastaste a este punto? ¿Está bien para ti decirme?”

Naturalmente, el estado actual del corazón de Lan Xueruo estaba terriblemente ansioso. Sin embargo, sus ojos revelaban una curiosidad extremadamente pura a medida que hablaba e hizo que Yun Che, quien originalmente había querido ocultar todo, incapaz de negarse. Él pensó por un segundo, y le narró: “Hace mucho tiempo, tuve un Maestro. Aprendí algunas habilidades médicas de mi Maestro, y en ellas se incluyó el arte del disfraz. Xiao Luocheng fue gravemente herido por mí, y la secta seguramente buscaría médicos en todas partes de la ciudad. Por lo tanto, me disfracé como un médico de mediana edad… E infiltrado en la Secta Xiao…”

Yun Che fue naturalmente muy elocuente en su charla y vívidamente recitó lo que había sucedido durante estos pocos días en la Secta Xiao a Lan Xueruo. Por supuesto, él no mencionó asuntos como el Núcleo Profundo de Dragón Emperador; eso, él no puede dejar que otros sepan. El proceso descriptivo completo fue sin duda fantástico; ello causó que Lan Xueruo, a veces, abra sus labios de color rosa, a veces ria mientras cubría su boca, y a veces tenga una mirada de asombro…. Especialmente cuando escuchó que él fue confundido con un médico sin igual, también como Xiao Luocheng se postró a él como su abuelo. Ella rápidamente se rio mientras sostenía su estómago hasta el punto donde las lágrimas se exprimieron fuera de las esquinas de sus ojos… Todo el tiempo, fue como si ella había olvidado que estaban actualmente en una situación peligrosa.

Dos horas pasaron, cuatro horas pasaron….

El cielo ya se había oscurecido. Como cuatro horas y cientos de kilómetros habían pasado en el sonido aullando del viento, los oídos de Yun Che y Lan Xueruo estaban cerca de ensordecer. Ellos ya no sabían dónde estaban ubicados actualmente. Cada vez que giraban sus cabezas hacia atrás por un incontable número de veces, ellos todavía podían ver claramente la silueta del Halcón Negro una y cada vez.

“¡Esto es malo! ¡Casi nos atrapan! Little Snow, vuela un poco más rápido. ¡¡Little Snow!!”

Yun Che giró su cabeza y se sorprendió al encontrar que el Feroz Halcón Tormenta detrás de ellos se había acercado de más de mil metros a menos que trescientos metros. Sentado en la espalda del Águila Gigante de Nieve, Yun Che sintió claramente su cuerpo acalambrarse…. Para una Bestia Profunda Verdad, volar a toda velocidad por cuatro horas ya era casi milagroso.

Si no fuera la bestia profunda contratada de Lan Xueruo y poseía la lealtad absoluta a Lan Xueruo, persistir en este punto sería simplemente imposible.

Sin embargo, el rango de ventaja del Feroz Halcón Tormenta se mostró claramente en este momento. Su velocidad de vuelo apenas tuvo el más ligero rastro de decaer. Los gritos ocasionales del halcón que venían de él estaban llenos de energía, y resonaban a través de los cielos y la tierra.

“Hermana mayor, no lo fuerces más. Su fuerza está ya agotada y si esto sigue, su vida útil se dañará directamente.”

Como ama del Águila Gigante de Nieve, Lan Xueruo entiende su condición actual mejor que Yun Che. Ella mordió sus labios y agarró fuertemente sus dos puños. Los espasmos del cuerpo del Águila Gigante de Nieve se volvieron más y más severos; incluso su postura ya no era estable. Empezó a desfallecer y a balancearse, y la velocidad aún más se volvía cada vez más lenta. El Feroz Halcón Tormenta detrás de ellos acortaba progresivamente la distancia y en este momento, una voz horrible vino desde atrás de ellos: “¡¡Pequeño bastardo, en realidad hacer que este papi aquí te persiga por tanto tiempo! ¡Esta vez, vamos a ver dónde más puedes correr!!”

Yun Che se dio la vuelta de repente y solamente ahora descubrió que el Feroz Halcón Tormenta ya los había alcanzado dentro cien metros. Toda la apariencia del Feroz Halcón Tormenta, así como la silueta que estaba de pie en su espalda estaba en clara vista… ¡Era sin duda, Xiao Zaihe!

“Hermana mayor, deja que Little Snow vuele hacia abajo ahora mismo, debemos prepa…”

A medida que Yun Che habló a medias, él de repente se detuvo; porque en ese instante antes, una sensación extremadamente peligrosa vino desde atrás de él. Él giró su cabeza casi tan rápido como un rayo, y con una sola mirada, vio el arma de forma extraña sostenida por Xiao Zaihe quien estaba de pie en la cima de la espalda del Feroz Halcón Tormenta.

Eso es….

¡Vara de Veneno de Fuego!!

¡Xiao Zaihe en realidad poseía una Vara de Veneno de Fuego!

Antes de que él pudiera incluso reaccionar, él ya vio un destello de fuego salir de golpe de la Vara de Veneno de Fuego… Instantáneamente, una línea de aura letalmente peligrosa voló hacia ellos con una velocidad más rápida que el sonido. Originalmente se suponía que volara hacia Yun Che, pero bajo la violenta corriente del aire, ello sufrió un ligero grado de desplazamiento, y voló directamente hacia el pecho de Lan Xueruo.

“¡Hermana mayor, cuidado!!”

Lan Xueruo, quien todavía estaba girando su cabeza, completamente no se dio cuenta del peligro mortal cerca. Cuando finalmente lo notó, ella ya no pudo reaccionar a tiempo en absoluto….En sus pupilas dilatadas, un objeto muy oscuro se volvía cada vez más cercano; y justo después, fue sólidamente bloqueado por el cuerpo de Yun Che que se abalanzó en frente de ella…

¡¡Poof!!

Un enorme agujero se abrió en el hombro de Yun Che y la sangre salpicó por todas partes. Aun cuando él evitó cualquier punto vital, él todavía subestimó el poder de la Vara de Veneno de Fuego; en el instante que fue golpeado por la Vara de Veneno de Fuego, él casi había oído la carcajada horrible de la Parca.

“¡¡Hermano menor Yun!!”

El cuerpo de Lan Xueruo se congeló en su lugar. Solamente cuando vio el hombro de Yun Che que había sido instantáneamente teñido de rojo por la sangre, hizo que ella finalmente deje escapar un grito aterrorizado y rápidamente apoyó el cuerpo de Yun Che que se desmoronó lentamente.

“Hermana mayor…” Él podía soportar el dolor severo de la herida pero bajo el tiro pesado su mente se dispersó, e hizo sentirse como si fuera incapaz de mantenerse a sí mismo. Con una mirada horrorizada, él dijo con dificultad mientras mordía la punta de su lengua: “Eso es… la Vara de Veneno de Fuego, eso tiene un veneno intenso… Si golpea… Muerte inevitable… Sujétame… y Salta… Salta… Podemos morir… Pero si no saltamos… Definitivamente moriremos…”

¿Veneno intenso?

Mirando al hombro ensangrentado y mutilado de Yun Che hizo que el interior del corazón de Lan Xueruo tiemble violentamente. Ella asintió con ojos empañados y abrazó fuertemente el cuerpo de Yun Che: “Muy bien…. Vamos a saltar.” En este momento, en el rostro de Yun Che que la protegió con su vida, ella todavía optó por seguir ciegamente incluso cuando se enfrentaba contra la altitud de unos pocos miles de metros. Ella abrazó a Yun Che y se puso de pie sobre la espalda del Águila Gigante de Nieve. Mirando a la vasta tierra debajo, ella suavemente susurró: “Little Snow, has trabajado duro… Vuelve y descansa bien.”

A medida que su voz se desvaneció, la marca en su mano destelló. Con un largo grito, el gigantesco cuerpo del Águila Gigante de Nieve desapareció dentro de la luz blanca.

Los cuerpos de Yun Che y Lan Xueruo también cayeron directamente hacia abajo, a medida que caían en picada hacia la vasta tierra desconocida debajo de ellos.

ATG Capitulo 98 Escape (3)
ATG Capitulo 100 La Caída