ATG Capitulo 95 Vara de Veneno de Fuego

Capitulo 95 : Vara de Veneno de Fuego

En menos de un cuarto de hora, todos los cristales y jades preciosos contenidos en la tesorería, incluyendo el tesoro más valioso de la Secta Rama de la Secta Xiao – El pedazo del Cristal Celestial de Vena Púrpura, todos fueron absorbidos por Yun Che dentro la Perla de Veneno del

Cielo. Inmediatamente, Yun Che una vez más volvió su atención al estante de armas de treinta metros de largo. Fuera de las armas y armaduras que estaban calificadas para ser colgadas aquí, ni una sola de ellas era común, especialmente no la Espada Alma de Tigre que cuelga en el

medio. Emanaba un aura orgullosa y regal, mientras estaba rodeada de varios cientos de armas de la más alta calidad, lo cual haría a uno incapaz de resistir mirar una mirada fija y larga en ella en la primera vista.

Espada, dao, daga, arma de fuego, lanza, alabarda, látigo……. Cada tipo de arma que debe estar aquí, estaba aquí y entre estas armas, las espadas eran la mayoría. Después de todo, la Secta Xiao y la Villa Espada Celestial eran parecidas; ellos confiaban principalmente en la espada como  arma. Yun Che lanzó todas estas armas en la Perla de Veneno del Cielo y luego abrió un cofre considerablemente pequeño de metal colocado debajo del estante de armas. El olor sofocante de la pólvora de inmediato asaltó sus fosas nasales, pero ello era la cosa contenida dentro que ligeramente lo sorprendió.

Este cofre de metal contenía tres armas extremadamente cortas y extrañamente conformadas y también había nueve cosas con forma de bolas de hierro del tamaño de un puño que se colocaron por separado. Él cogió el arma y la tanteó con un rostro perplejo… Juzgando de su toque, esta arma con forma extraña deben haber sido hecha de acero refinado. El material no puede ser considerado precioso e incluso podría ser considerado impresentable entre todas las armas en la tesorería, sin embargo, le dio a Yun Che un tipo de sentimiento extremadamente peligroso. Asumiendo una forma doblada, era apenas la extensión del brazo de un hombre adulto y se sentía pesada en sus manos.

Volteándolo hacia el otro lado, Yun Che notó una etiqueta muy pequeña.

¡Vara de Veneno de Fuego!

¿Vara?

De lo que Yun Che sabía, una vara debe estar refiriéndose a la vista del mango de un hacha, pero aquí, ello había aparecido en cambio en este nombre de esta arma de forma extraña. Era la primera vez de Yun Che viendo este tipo de arma, y también su primera vez oyendo este nombre. Las semillas de dudas brotaron en su mente…….. ¿No me digas que esto no es un arma en absoluto? Pero ¿por qué ellos la colocarían debajo del estante de armas? Si fuera un arma…… Parecía que no hay ninguna capacidad de ataque en absoluto, pero ¿qué está pasando? ¿Qué es este sentimiento peligroso que estoy sintiendo?

Al girar la Vara de Veneno de Fuego, estaba una pieza de metal sobresaliendo, y parecía incluso ser capaz de moverse. Yun Che minuciosamente presionó abajo en ello………

¡¡¡BOOM!!!

Un fuerte ruido sonó, y un destello de llamas ferozmente salió disparado de la apertura de la Vara de Veneno de Fuego. El enorme poder de su rebote hizo a Yun Che caer sobre su trasero. La Vara de Veneno de Fuego había sido deshecha y fue arrojada hacia atrás a una distancia considerable…. Yun Che que estaba sentado en el suelo amplió sus ojos y miró fijamente un agujero del tamaño de un puño que de repente apareció en la pared delante de él. El agujero negro que todavía descargaba con humo hizo atragantarse pesadamente con un bocado de saliva.

E-E-Esto… ¿Podría ser que es algún tipo de arma oculta? ¡El poder fue en realidad tan aterrador!

¡Y juzgando por el olor, lo que fue disparado antes claramente también tenían un veneno extremadamente tóxico que mataría al momento que tocara la sangre!

Yun Che se acercó a recoger la Vara de Veneno del Fuego, y también recogió las bolas de metal dentro del cofre de metal. Eran extremadamente pesadas en sus manos, y tres grandes palabras fueron grabadas sobre la superficie de las bolas.

¡Bomba Temblor del Cielo!

Debajo de las grandes palabras, también había una línea de pequeñas palabras: Usar energía profunda para romper la carcasa, luego arrójela.

La sensación de peligro emitida por esta bola de metal negra parecida al carbón superó de lejos a la de la Vara de Veneno de Fuego; uno podría imaginar cuán aterrador sería el poder oculto dentro. Yun Che no se atrevió a probarla. Él la regresó de nuevo al cofre y suspiró en su corazón…. Algo tan espeluznante debe ser creado por el Secta de Artefactos de la Secta Xiao. Si uno no estaba familiarizado con las propiedades especiales de estos dos objetos, y fuera de repente atrapado con la guardia baja por un oponente usando estos, ellos sin duda morirían una muerte extremadamente injusta si no tenían suficiente poder.

Sin embargo, ellas ahora han entrado en la Perla de Veneno del Cielo de Yun Che, y se convirtieron en sus valiosas armas salvavidas.

Yun Che se quedó en la tesorería por cuatro horas enteras. Él barrió todo el interior de la tesorería dentro la Perla de Veneno del Cielo y ni siquiera dejó una sola hebra de cabello para la Secta

Xiao. Después de que terminó el saqueo, Yun Che aplaudió en satisfacción y caminó hacia la salida. Sin embargo, él de repente se detuvo cuando estaba a sólo un paso de la salida, y calladamente murmuró para sí mismo: “Haber vaciado la propiedad de otra familia sin siquiera hacer un sonido, eso de hecho se siente un tanto inaceptable… Debería al menos dejarles con algo…”

Como él pensó hasta aquí, Yun Che una vez más se dio la vuelta. Él tomó al azar un arma y talló tres líneas de gran texto. Sólo después de examinar su trabajo finalizado él finalmente caminó a paso largo hacia las tres puertas de piedra, las cerró, y salió de la tesorería.

Como esperaba, cuando regresó al Salón de Medicina, Xiao Tiannan y Xiao Baicao no habían regresado aún. Yun Che entró en la habitación de refinación de píldora por un rato y luego volvió cargando un tazón de sopa medicinal. Después de despertar al dormido Xiao Luocheng, él gentilmente carcajeó: “Ven y bebe esta sopa medicinal.”

Debido a las heridas en su cuerpo y las ‘perspectivas futuras’, Xiao Luocheng era cien por ciento sumiso a este ‘Abuelo’. Sin preguntar qué tipo de medicina era, él de inmediato la levantó y la engulló. Después que él terminó de beber, él impacientemente preguntó: “¿Abuelo, mi padre todavía no está de vuelta aún?”

Yun Che respondió con una sonrisa radiante: “Es casi tiempo y ellos deben regresar muy pronto. Sin embargo, una vez que ellos regresen, tú también debes haber caído dormido. Después de despertar mañana, tus venas profundas también estarán lisiadas por completo. Incluso si diez Huangfu He llegan, ni siquiera se molestaran en pensar salvarte. Jejejeje.”

Las palabras de Yun Che causaron que Xiao Luocheng quede estupefacto por un momento. Un repentino oleaje de inquietud se extendió en su corazón a medida que forzaba una sonrisa: “Abuelo, qué…. ¿Qué dijo? Me está…. jugando una broma ¿verdad?”

“Ah, siempre he estado bromeando, pero es solamente esta vez solo que yo, tu abuelo no estoy jugándote una broma.” Yun Che comenzó a reír, y su risa era horrorosamente peligrosa. Él estiró su mano y suavemente frotó su rostro. Una capa de piel sumamente fina fue fácilmente desenmascarada a medida que revelaba su rostro original. Su voz también reanudó su tono original: “Buen nieto, ten una buena mirada de quién es tu abuelo.”

Para Xiao Luocheng, ver un rostro de repente transformarse ante sus ojos era como tener la desgracia de ser golpeado por un rayo. Su par de ojos exageradamente se ampliaron tan ferozmente que casi salían de sus agujeros. En esa fracción de segundo, él comenzó a preguntarse si estaba soñando…. Pero incluso si estaba soñando, era fundamentalmente imposible para él tener tal sueño absurdamente extraño.

“Yun…. ¡¡Yun Che!!”

“¿Mn?” Yun Che retrocedió las esquinas de su boca para sonreír y luego cínicamente sonrió: “Xiao Luocheng, mi buen nieto, cómo de repente te volviste tan inculto, para en realidad atreverte a directamente gritar, el gran nombre de tu abuelo.”

“Imposible…. ¡Imposible! Cómo podría ser tú… ¡Imposible!” El cuerpo de Xiao Luocheng se acurrucó hacia atrás a medida que la expresión en su rostro se contorsionó al extremo… Terror, shock, vergüenza, consternación, incredulidad; un par de globos oculares más aún, siguieron manteniendo un estado exteriormente abultado, como si presenciaran la escena más aterradora en este mundo. Después de un largo tiempo, él finalmente se recuperó, y empezó a gritar en pánico afligidamente con un temblor y voz tosca: “Alguien… Alguien rápido… Alguien venga.”

“Es inútil incluso si gritas con todas tus fuerzas. No es como que no sepas que con el fin de evitar que mi identidad se filtre afuera, lo cual afectaría tus heridas, tu padre había prevenido que nadie se acerque aquí. Tsk tsk, qué meticuloso.” Yun Che levantó su mentón con su mano y sonrió mientras miraba a Xiao Luocheng, cuyo rostro estaba horrorosamente blanco con una expresión completamente espantada: “Pero no necesitas estar asustado, en realidad no te mataré; después de todo, me has llamado abuelo tan afectuosamente por unos cuantos días ya e incluso has jurado ser filial a mí por toda tu vida… Je je, incluso un cruel tigre no comería a sus crías; cómo podría yo, tu abuelo, matar a mi buen nieto. Abuelo te dejará descansar cómodamente en tu cama por toda tu vida, y dejarte recordar el pasado de la bondad de tu abuelo para toda la vida.”

El giro del argumento frente de sus ojos, junto con las palabras de Yun Che, casi derrumba por completo las defensas psicológicas de Xiao Luocheng. Ahora mismo, sus labios estaba pálido al punto de no tener la más ligera pizca del color de la sangre. Si él no lo había visto y oído personalmente, incluso si uno lo mataba, ¡él todavía nunca habría pensado que este ‘Médico Genio Sin Igual’ sería en realidad Yun Che! Ellos eran dos personas de diferentes reinos completamente, y no deben tener la más ligera cosa en común. Este tipo de impacto psicológico casi colapsaba su visión entera del mundo. Durante estos días, todos lo habían tratado como un dios y lo sirvieron como si fuera el Maestro de Secta anterior; él también se había arrodillado y reverenciado ante él, e incluso lo llamó abuelo por unos días. Este tipo de humillación fue suficiente para dejar una marca duradera en su alma.

“Yun Che…. Nosotros no tenemos rencores pasados, ni animosidad reciente… Fuiste incluso tú quien me hirió seriamente primero…. Qué exactamente quieres hacer todavía.” Xiao Luocheng preguntó temblando pesadamente y con un tono de voz temeroso.

“Je je”, Yun Che sonrió fríamente y respondió a medida que su complexión se volvió apática: “Cuando nos encontramos por primera vez, nosotros en efecto no teníamos rencores pasados y ni animosidad reciente. Sin embargo, a pesar de que no teníamos rencores, tú inesperadamente querías destruirme… Ja, no necesitas decir nada; el número de personas que querían matarme, es incluso más que el número de personas que has visto en toda tu vida. Entendí claramente lo que me querías hacer en ese momento. En cuanto a tu razón para destruirme, tú mismo, entiendes eso mejor. Si fuese alguien más, ellos hubieran sido ser destruidos por ti ya. Pero es bastante lástima, que tú me conociste.”

“Yo, como una persona no tengo muchos grandes méritos; aparte de ser bastante atractivo en apariencia y fenomenal en disposición, la única cosa que queda es pagar la bondad por diez, y tomar venganza por cien. Si quieres destruirme, entonces yo te destruiré primero. A pesar de que tuvimos un pacto antes, tu padre todavía había ido personalmente al Palacio Profundo Luna Nueva para tratar de tomar mi vida. ¡Por eso, solo haré que toda tu secta sufra un a través de un pandemónium que ni siquiera los pollos y perros serían dejados tranquilos!”

Yun Che estrechó sus ojos, su rostro entero rebosaba con alejamiento y un desprecio frío: “Cuando despiertes mañana, dile a tu papá que es sólo una pequeña lección esta vez. ¡Soy una estrella ominosa nata; si me siguen provocando de nuevo, la próxima vez no seré tan ‘suave’, como esta vez! ¡Quizás, toda esta secta, desaparecería para siempre de este Continente Cielo Profundo!”

“Tú…” Los ojos de Xiao Luocheng se ampliaron a medida que él inquebrantablemente fijó su mirada en Yun Che. Ante sus ojos, el actual Yun Che sin duda se había convertido en su peor pesadilla. Él solamente tuvo tiempo suficiente para escupir una sola palabra antes de que su visión se tornara oscura a medida que su cuerpo cayó pesadamente hacia atrás.

Yun Che rió fríamente y se levantó. Él murmuró con tristeza: “En esta situación, sólo podía usar este tipo de manera engañosa, solapada, y desvergonzada. No sé cuando llegaré a un estado que me dejaría ser totalmente desenfrenado y descaradamente aplastar clanes cada vez que quiera.”

Fue únicamente debido a la crueldad despiadada de la otra parte que él lo lisió, y luego robó secretamente toda la acumulación de la secta con valor de mil años. Fue de hecho un poco excesivo y cruel. Sin embargo, Yun Che quería que su fuerza avance en la velocidad más rápida posible, lo cual significaba que había una necesidad urgente de una gran cantidad de ingredientes medicinales de alto nivel…. Y esta Secta Rama de la Secta Xiao solo pasa a lanzarse ellos mismo sobre la punta de su lanza. Siendo ese el caso, ellos tuvieron la completa y lamentable suerte de traer problemas a sí mismos.

Yun Che frotó su rostro, suavemente lo acarició, y luego una vez más volvió a su apariencia de ‘Huangfu He’. Él no golpeó de inmediato su trasero para marcharse porque esta Secta Xiao era demasiado grande, y también estaba en el pico de una montaña. Por si solo, él estaba destinado a perder su camino.

Xiao Tiannan y Xiao Baicao finalmente se habían apresurado de vuelta después de otra hora pasada. Sus rostros estaban enrojecidos con entusiasmo; claramente, ellos ya habían adquirido el ‘Núcleo de Profundo de Dragón Emperador’.

Bookmark(0)
ATG Capitulo 94 Extorsión
ATG Capitulo 96 Escape (1)