ATG Capitulo 197 Furia

Capitulo 197 : Furia

Qin Wushang se sorprendió por un largo tiempo antes de reaccionar. Él de inmediato comprobó las lesiones de Feng Bufan y Fan Feilong, las cuales entonces, lo dejaron sin habla… Ambos tenían sus huesos del hombro destrozados y los meridianos en sus hombros estaban rotos. En este tipo de condición, antes de siquiera considerar el torneo de clasificación, ellos necesitarían uno o dos meses para que se curen sus cuerpos, y no serían capaces de utilizar su profunda fuerza durante este periodo.

Qin Wushang secretamente tragó una bocanada de saliva. El golpe que Yun Che asestó fue hecho muy casualmente. Más que con su fuerza completa, ni siquiera la mitad de su fuerza fue usada. Esto fue suficiente para herir a dos de los discípulos más poderosos que habían ocupado los tres primeros lugares, hasta tal punto. Con solo la fuerza del Profundo Reino Verdad, él en realidad fue capaz de repartir golpes de tal fuerza impactante… Era simplemente increíble.

Después de comprobar las heridas de ambos discípulos, Qin Wushang suspiró de forma contenta, “Fracturas en el hueso del hombros severas… *Suspiro*, me temo que ya no es posible para cualquiera de ustedes asistir a este torneo. Dense prisa hacia el Salón de Medicina.”

Los rostros de los dos discípulos palidecieron al escuchar las palabras de Qin Wushang. El Torneo de Clasificación Viento Azul era el más magnífico y más altamente seguido evento del Imperio Viento Azul, especialmente entre la joven generación. Ser capaz de participar en este torneo podía ser el sueño de toda la vida de uno. Ya que el torneo reunía a la mayoría de la élite de la generación joven, y en el futuro, ellos se convertirían en los Lords que supervisen el mundo de la profunda fuerza dentro del Imperio Viento Azul. Había líderes de sectas eminentes y dignatarios que eran más difíciles de encontrarse que uno ascendiendo al cielo. Sin embargo, incluso estos líderes y dignatarios todos se reunían para el Torneo de Clasificación Viento Azul.

Para muchos practicantes jóvenes, si conseguían una buena clasificación era secundario. Incluso ser capaces de tomar parte en el torneo una vez, era una experiencia inmensamente rica.

Feng Bufan y Fang Feilong ya tenían casi veintiuno. Esta sería la única oportunidad que ellos alguna vez tendrían para asistir al Torneo de Clasificación Viento Azul. Originalmente, ellos habían estado demasiado emocionados para dormir toda la noche y ya se habían preparado temprano en la mañana para ponerse en camino. Nadie podía imaginar que un Yun Che inmediatamente destruiría sus hermosos sueños en un solo momento.

“Jefe de Palacio Qin, mi lesión… No es mucho de una carga, definitivamente puedo continuar en el torneo de clasificación.” Feng Bufan enderezó su cuerpo, resistiendo fuertemente el punzante dolor en su hombro mientras hacía todo su mejor esfuerzo para poner una serena máscara en su rostro.

“No hay necesidad de sobre esforzarse.” Qin Wushang agitó su mano, “tu hombro ya está lisiado. Si nosotros del Palacio Profundo Viento Azul llevamos a un lisiado al torneo de clasificación, eso solo traerá burla sobre nosotros.”

“¡Jefe de Palacio Qin!” Fang Feilong apretó sus dientes y apuntó a Yun Che: “Este Yun Che… ¡No solo nos emboscó, sino también usó mucha fuerza con malas intenciones! ¡Somos los discípulos representando a la Familia Imperial en este torneo! ¡Para él herirnos tan fuertemente así, él simplemente no puede ser perdonado! Él paralizó un brazo para cada persona. ¡Como castigo, Jefe de Palacio Qin, usted debe al menos paralizar sus dos brazos y luego expulsarlo del Palacio Profundo Viento Azul!”

“¡Suficiente!” Qin Wushang frunció el ceño fríamente: “Sin importar si fue un ataque sorpresa, los dos deben saber claramente en sus corazones. Si su habilidad no es igual a los demás, entonces no tienen más opción que admitir derrota. Cuando están comparando habilidades con otros durante las sesiones de práctica habitual, ¿hay alguna falta de fuertes golpes infligidos con malas intenciones? Si seguimos lo que dices y se castiga a todos como corresponde, ustedes dos ya habrían tenido cada sencillo hueso destruido como castigo por ahora. Respecto al asunto del torneo de clasificación, es de hecho lamentable que ustedes dos ya no puedan asistir. Pero ya no hay ninguna forma de ayudarles en esa cuestión. ¿Qué están haciendo aquí todavía? Si no se van de prisa al Salón de Medicina, sus brazos podrían estar paralizados para siempre.”

Qin Wushang claramente estaba favoreciendo a Yun Che. No se le podía culpar. A pesar de la estrecha relación entre Yun Che y la Princesa Cang Yue, o la impresionante fuerza mostrada por Yun Che, Qin Wushang no tenía ninguna razón para no favorecerle. Feng Bufan y Fang Feilong le dieron una mirada venenosa a Yun Che al mismo tiempo, murmurando algunos sonidos discretos. Después de eso, cubrieron las heridas en sus hombros y se tambalearon hacia afuera.

“Jefe de Palacio Qin, ¿puedo representar a la familia imperial para participar en el torneo de clasificación ahora?” Yun Che preguntó calmadamente después de que Feng Bufan y Fang Feilong se marcharon, sin preocuparse por su situación.

Qin Wushang rio amargamente: “Ya has lesionado a ambos a este punto, ¿qué otra opción tengo?”

Cang Yue se puso de pie en frente de Yun Che con una rostro sonriente lleno de alegría: “Jefe de Palacio Qin, usted también ha presenciado cuán fuerte Hermano Menor Yun es comparado a ellos. El rango que una facción obtiene en el Torneo de Clasificación está basado en el rango obtenido por el discípulo mejor desempeñado, no el rango promedio obtenido por sus discípulos. ¡Tener a Hermano Menor Yun participando será mejor que ellos dos combinados por cientos de veces!”

En este momento, de repente hubo un grito impaciente desde la entrada del Palacio Interior.

“Déjeme entrar… Estoy yendo a encontrar una persona… Le estoy rogando que me deje entrar, garantizo que me iré inmediatamente después de reunirme con esta persona… Instructor, solo déjeme entrar…”

Esta voz sorprendió a Yun Che y a Cang Yue momentáneamente. Yun Che de inmediato giró su cabeza para mirar hacia la dirección de la entrada principal del Palacio Interior: “Esa voz es de Yuanba.”

Cang Yue inmediatamente dijo: “Jefe de Palacio Qin, rápido, déjelo entrar. Él debió haber oído que Hermano Menor Yun ha regresado, lo cual fue por qué vino corriendo tan emocionadamente.”

Qin Wushang asintió, y usó una poderosa y penetrante fuerza para proyectar su voz: “Instructor Xu, déjelo entrar.”

El sello en la entrada del Palacio Interior desapareció. Una figura musculosa y alta se precipitó, reconociendo inmediatamente a Yun Che cuando estaba cerca.

“¡¡Cuñado!!”

Xia Yuanba gritó emocionalmente. Ignorando por completo la existencia de Cang Yue y Qin Wushang, con lágrimas fluyendo, corrió hacia él para abrazar a Yun Che como un niño, mientras gritaba y lloraba: “Todos dijeron… Que habías muerto… Yo solo sabía que Cuñado sin duda estaría bien… Es demasiado maravilloso… Demasiado maravilloso… Uuu… Uuuuuuu…”

Sin haberlo visto por un tiempo, la figura ya corpulenta de Xia Yuanba parecía ser fraccionadamente más robusta que antes. Yun Che golpeó a Xia Yuanba en el hombro, sonrió y lo consoló: “Está bien ahora, ¿no estoy bien y con vida? Tu cuñado tiene la suerte y habilidad de proteger su propia vida. ¿Cómo puedo perder mi vida tan fácilmente?”

El cuerpo de un gigante y el corazón de un niño. Dos elementos enormemente diferentes reunidos en la forma de Xia Yuanba. Quizás otros pensarían que era incómodo pero para Yun Che, este era el puro y simple Xia Yuanba con el que estaba más familiarizado.

Yun Che necesitó gastar una gran cantidad de tiempo antes de que Xia Yuanba finalmente pudiera calmarse. Para Xia Yuanba, desde la niñez, Yun Che había sido su único compañero de juegos, amigo cercano y cuñado. Tras dejar el Palacio Profundo Viento Azul, las distintas acciones de Yun Che incluso lo habían sorprendido a una adulación más profunda. En su corazón, Yun Che ocupaba un lugar tan importante como un miembro familiar. Hace unos meses, las noticias de Yun Che habiendo muerto en el Páramo de la Muerte casi le habían causado colapsarse.

Yun Che inconscientemente sintió el nivel de la profunda fuerza de Xia Yuanba. Él se sorprendió al descubrir que su actual nivel de profunda fuerza estaba solo en el séptimo nivel del Profundo Reino Elemental. Cuando llegaron por primera vez al Palacio Profundo Viento Azul, la profunda fuerza de Xia Yuanba había estado en el sexto nivel del Profundo Reino Elemental. Ocho meses habían pasado completamente y sin embargo incluso en el más básico de los profundos reinos, él únicamente fue capaz de avanzar un solo nivel.

Si esto había sido en Ciudad Nube Flotante, solo sería apenas razonable. No obstante en el Palacio Profundo Viento Azul, las condiciones y la atmósfera eran muchas veces mejores. Habían píldoras de apoyo, varias profundas artes para aprender. Había muchos maestros experimentados y un programa de entrenamiento maduro. Bajo este tipo de ambiente, este tipo de progreso era solo demasiado inaceptable.

“Hermano menor Yun, de algún modo, las noticias de que algo te había sucedido antes se habían extendido. Después que Yuanba supo al respecto, él tuvo una enorme sesión de sollozo… Al menos por el bien de Yuanba, no vayas a semejante lugar peligroso en el futuro nunca más.” Cang Yue dijo con delicadeza. Cuando pensaba de la mala reputación del Páramo de la Muerte, incluso si Yun Che estaba de pie a salvo en frente de ella, ella todavía tenía un rastro de temor persistente.

“Sí, Sí. Yo encarecidamente seguiré las instrucciones de Hermana Mayor.” Yun Che respondió rápidamente.

Bajo el curioso cuestionamiento de las tres personas, Yun Che les dio una versión condensada de sus experiencias en el Páramo de la Muerte… Por supuesto, él no les dijo acerca de Pequeña Hada. Respecto a la Prueba del Dios Dragón, él únicamente dijo que había experimentado un extraño encuentro. Inadvertidamente, una hora pasó, pero Fen Juechen aún no había aparecido.

“Eso es extraño… Lógicamente hablando, la razón por la que Fen Juechen está entrenando tan duro es que en el Torneo de clasificación Viento Azul, él pueda enfrentar a Fen Juebi para borrar su vergüenza. Cómo podría él llegar tarde a propósito… ¿Podría ser que él se había olvidado acerca del tiempo en la Profunda Torre de Reunión?”

Entre más Qin Wushang pensaba sobre ello, más que sentía que era una posibilidad. Él giró su mirada hacia la Profunda Torre de Reunión, y le dijo a Xia Yuanba: “Yuanba, ve a comprobar si Fen Juechen está en la profunda cámara número uno en la Profunda Torre de Reunión. La profunda cámara número uno está en el lado de la mano derecha del segundo piso de la Profunda Torre de Reunión.

“Profunda Torre de Reunión… Yo… ¿Yo ir? Xia Yuanba se hizo un gesto a sí mismo. Al principio, estaba conmocionado y no pudo controlar su emoción. Después de todo, la Profunda Torre de Reunión era un lugar que únicamente los discípulos del Palacio Interior tenían el derecho a entrar. Se dice que el cultivo en ese lugar produciría el doble de los resultados con la mitad de esfuerzo. Los discípulos del Palacio Exterior y Palacio Medio solo podían mirarlo levemente sin atreverse a esperar que alguna vez pudieran entrar. También, Fen Juechen estaba clasificado número uno en el Palacio Interior, e incluso todo el Palacio Profundo Viento Azul. Muchos discípulos que estaban en un nivel inferior que el Palacio Interior solamente habían oído de su reputación, pero nunca lo habían visto. Todos ellos lo trataban con una mezcla de curiosidad y anhelo, pero nunca lo habían visto antes.

“Nn, Yuanba, ve. El aura de la Profunda Torre de Reunión es muy especial. Incluso podrías beneficiarte un poco desde dentro.” Yun Che dijo consecuentemente, “sin embargo, si Fen Juechen está realmente adentro, debes ser cuidadoso cuando te le acerques. Esa persona probablemente no tiene un buen temperamento.”

“Está bien, entiendo.” Xia Yuanba entusiasmadamente corrió como un niño hacia la torre que él anteriormente solo podía ver desde lejos.

Qin Wushang había adivinado correctamente. Fen Juechen de hecho había olvidado el tiempo durante sus preparativos finales para el torneo de clasificación. En un rato, Xia Yuanba había regresado, pero él no estaba solo. Un joven de cerca de diecisiete o dieciocho años de edad, vestido en negro, con un rostro tan rígido como un cuchillo caminaba delante de Xia Yuanba. Su mirada era como una piscina de agua tranquila sin ondulaciones. Caminaba con pasos lentos y firmes, con un ritmo claro arriba y abajo y una arrogancia natural hasta los huesos.

¡Fen Juechen!

Fen Juechen se acercó. Su mirada se detuvo en Qin Wushang, Cang Yue y Yun Che por solo un instante, sin molestarse en darles una segunda mirada. Él se detuvo en frente de la Gigante Águila de Nieve más grande, y fríamente dijo: “¡Vamos!”

Incluso dejando a un lado el hecho de que él hizo que Qin Wushang, quien tenía el estatus de Vice Jefe de Palacio, y la Princesa Cang Yue, que pertenecía a la familia imperial, esperen por él por tal largo periodo de tiempo y, sin embargo, tampoco se disculpó o explico a sí mismo, él simplemente no tuvo cortesía. Solo una sola palabra de ‘Vamos’ fue emitida como si fuera una orden. Como si él fuera la persona más importante bajo los cielos. Aparte de él, no había nadie digno para prestarle atención.

Yun Che le dio a Fen Juechen una sola mirada antes de volver a mirar a Xia Yuanba. Él estaba a punto de decir algo, pero entonces, una arruga apareció en su frente, debido a que la forma en que Xia Yuanba estaba caminando era claramente antinatural. Su pierna derecha seguía cojeando, como si hubiera sufrido una herida grave. Cuando caminaba, su brazo derecho se movía en un ritmo antinatural… Xia Yuanba ya había trabajado duro para pretender que nada había sucedido, pero ¿cómo él podía esconderse de los ojos de Yun Che?

Yun Che rápidamente se acercó para ayudar a Xia Yuanba y preguntó: “Yuanba, ¿qué te ha pasado? ¿Sufriste una herida?”

“No… Yo no.” El interrogatorio de Yun Che causó que Xia Yuanba muestre un poco de pánico. Él rápidamente se negó: “Yo solo… Cuando estaba bajando las escaleras en la Profunda Torre de Reunión, fui descuidado de modo que me resbalé y caí.”

“Con tu físico, incluso si caes por las escaleras diez veces, todavía no sería así. ¿Qué realmente sucedió? ¿Fue un discípulo del Palacio Interior que malintencionadamente te lastimó?” Las cejas de Yun Che se sesgaron en dos ranuras de espada: “¡Dime sinceramente! Conmigo alrededor…

¡Nadie puede intimidarte! Independientemente de quién es, yo le haré pagar el precio.”

“De verdad… Está realmente bien.” Xia Yuanba se negó continuamente, y justo entonces, una voz fría llena con desprecio profundo se escuchó: “Esta cosa inútil que es solo del Profundo Reino Elemental en realidad se atrevió a caminar en frente de mí, así que tallé un recuerdo en él… ¿Qué clase de precio estás preparando para hacerme pagar?”

Yun Che se dio la vuelta, y su mirada cayó sobre Fen Juechen. Sus ojos se estrecharon y la luz en sus ojos se volvió fría como el hielo.

“¿Fuiste tu quien lastimó a Yuanba? Muy bien… Pídele disculpas ahora mismo a Yuanba y luego abofetéate tú mismo en el rostro tres veces. ¡De lo contrario, me aseguraré que nunca participes en el torneo de clasificación en esta vida!”

Bookmark(0)
ATG Capitulo 196 Derrota Instantánea
ATG Capitulo 198 Recibiendo la Espada Llameante Desarmado