ATG Capitulo 110 Oda Mundial del Fénix – Fragmentos (5)

Capitulo 110 : Oda Mundial del Fénix – Fragmentos (5)

Las pruebas del Fénix eran en efecto espantosas. Esta primera prueba, si Yun Che no hubiera sido sido invulnerable al fuego, le habría causado morir en las llamas del Demonio en Llamas del Purgatorio quién sabe cuántas veces. Para esta segunda prueba, uno podría decir sin pensar que indudablemente sería mucho más aterradora que la primera.

La infinita, llanura desértica sin una sola hoja de hierba, junto con el viento abrasador, llebava consigo una desolación y soledad que hacía a la gente hurañas. En este momento, un grito repentino extremadamente fuerte y claro de un fénix vino desde cielo. Siguiendo esto, el cielo originalmente oscuro abruptamente se convirtió en un rojo ardiente, como si fuera el rojo quemado del fuego celestial.

Yun Che miró arriba, y se sorprendió al ver el cielo de color escarlata cubierto con innumerables cantidades de puntos rojos. Siguiendo esto, el grito del fénix resonó de nuevo y la mancha de puntos rojos apuntó a su ubicación y de repente comenzó a caer rápidamente como meteoros. Frente de sus ojos, estos puntos se acercaban cada vez más y se convertían cada vez más más grandes. Finalmente, la silueta de un fénix claramente apareció dentro de la línea de visión de Yun Che.

Era un cuerpo cubierto en fuego escarlata, un fénix de tamaño pequeño cerca de seis pies de largo. La velocidad de su descenso era sumamente rápida, como si fuera una rápida y puntiaguda flecha en vuelo.

¡¡Poof!!

El fénix ardiendo se estrelló violentamente en el cuerpo de Che Yun. Explotó al instante, creando una enorme bola de fuego y cubrió el cielo con una lluvia de fuego. Si hubiera sido alguien más, ellos ya habrían fallado la segunda prueba, porque estas terribles llamas del fénix habrían sido suficientes para quemar inmediatamente a una persona del Profundo Reino Espíritu a un estado gravemente herido. Estas llamas no tienen ninguna fuerza destructiva contra Yun Che; sin embargo, esa poderosa fuerza de impacto y fuerza explosiva estrellaron directamente a Yun Che en el suelo provocando que la sangre en todo su cuerpo se revuelva.

Screee~~~

El grito del fénix resonó de nuevo y otra silueta de fénix rápidamente bajó como una flecha llameante. Esta vez, Yun Che no se atrevió a recibirlo enérgicamente y la esquivó rápidamente. La sombra fénix golpeó en la tierra y las llamas explotaron, causando que el suelo formara una larga grieta. Yun Che aún no había recuperado su equilibrio cuando un grito de fénix una vez más, resonó desde arriba. Pero esta vez hubo gritos consecutivos del fénix. Tres siluetas de fénix consecutivos rápidamente se zambulleron desde tres direcciones diferentes, apuntando directamente por Yun Che.

El cuerpo de Yun Che giró, esquivando la primera sombra de fénix, luego, utilizó todo su poder para saltar hacia atrás y esquivó el segundo.

“¡Sombra Rota del Dios de la Estrella!”

Suspendido en el aire, Yun Che ladeó su cuerpo en un instante y también esquivó por poco la tercera sombra de fénix.

¡¡Boom Boom boom!!

Tres siluetas de fénix explotaron en sucesión, creando llamas que eran de diez metros de alto. Sin embargo, incluso gritos de fénix más claros siguieron. Yun Che levantó su cabeza y vio que esta vez, había en realidad siete siluetas de fénix cayendo hacia él al mismo tiempo.

¡Maldición! ¡Así no es como se supone que debe ser jugado! La frente de Yun Che se retorció conforme secretamente maldijo en su corazón.

Después que Yun Che entró en la entrada de las pruebas, la originalmente formación sellada reapareció una vez más pero Lan Xueruo no se había retirado todavía y en cambio se quedó en su lugar. Ella había oído de Feng Baichuan sobre las terribles pruebas. Según Feng Baichuan, con el poder de Yun Che, incluso con un arte profundo de atributo fuego todavía sería imposible que permanezca dentro por más de diez respiraciones de tiempo.

Pero pasaron diez respiraciones, pasaron veinte respiraciones, pasaron treinta respiraciones… pasó media hora… Yun Che aún no había salido.

Era imposible para Lan Xueruo permanecer tranquila. La expresión en su rostro se volvió más y más ansiosa. Después de esperar por un cuarto de hora, ella ya no podía mantener la calma. Se dirigió hacia Feng Baichuan, ella preguntó desesperadamente: “Líder de Clan Feng, ¿por qué él aún no ha salido? ¿No dijo que sería a lo mucho diez respiraciones antes de que salga?”

El corazón de Feng Baichuan desde hace mucho se había tornado inquieto. Escuchando a Lan Xueruo, él solamente podía consolarla: “Tal vez las pruebas son diferentes para cada persona, así que es difícil decir la cantidad exacta de tiempo que tomará… Quédate tranquila, pequeño hermano Yun Che no es el tipo de persona que no conoce sus límites. Si llega al punto donde no puede aguantar más, él saldrá de inmediato.”

Lan Xueruo no respondió. Ella suprimió los sentimientos de ansiedad dentro de su corazón y continuó esperando.

……… Scree~~ Scree~~ Scree~~ Scree~~~~~

Numerosos gritos de fénix caóticamente superpuestos; los gritos agudos parecían que casi rasgarían el cielo. Desde el grito inicial, a un grupo de tres, a un grupo de siete, a un grupo de quince… En este momento, el cielo entero estaba lleno con gritos de fénix y siluetas de fénix, justo como una lluvia de meteoritos que era horrible más allá de comparación.

Yun Che utilizó la Sombra Rota del Dios de la Estrella para moverse rápidamente a través de la lluvia de meteoritos, y maniobró alrededor. Su Sombra Rota del Dios de la Estrella estaba actualmente sólo en la primera etapa, pero aunque la Habilidad de Movimiento Profundo que vino de Jazmín estaba en el nivel más bajo, ello todavía contenía un poder extremadamente aterrador y le permitió moverse alrededor como una ilusión entre la formación flechas de fénix mientras dejaba atrás innumerables imágenes residuales que ni siquiera tenian tiempo suficiente para disiparse.

Sin embargo, estas siluetas de fénix finalmente se convirtieron demasiado concentradas; era imposible para él esquivar cada una de ellas. Después de una docena o más olas, él ya había sido golpeado siete u ocho veces. El poder de impacto de la silueta de fénix era simplemente incomparable a las llamas que llevaba. Sin embargo, para Yun Che, quien estaba sólo en el Profundo Reino Naciente, era una amenaza mayor. Cada vez que era golpeado por una silueta fénix, su aura profunda protectora ligeramente se debilitaría. Junto con el uso frecuente de la Sombra Rota del Dios de la Estrella, el consumo de su energía era inmenso.

¡Boom! ¡Boom! ¡Boom! ¡Boom! Boom…

Ola tras ola de sombras de fénix explotaron junto a él. El suelo originalmente plano se había plagado con agujeros y hoyos. Era imposible encontrar una sola área todavía intacta dentro la vista.

Una vez más, si él no fuera invulnerable al fuego, él hace mucho habría muerto varias cientos de veces ya.

La semilla de Fuego del Dios Maligno era indudablemente una enorme ventaja para él dentro de esta prueba del fénix.

¡¡Boom!!!

En la última ola, varios cientos de siluetas fénix descendieron desde el cielo. Sus cuerpos emitían el resplandor del fuego ardiente, iluminando el cielo en rojo. En el instante que cayeron, la vasta tierra estalló con fuego, y el suelo revuelto se quemó en tierra carbonizada muy negra. En el mismo momento, Yun Che fue golpeado con siete siluetas fénix. El aura profunda protectora de todo su cuerpo se destrozó completamente en un instante. Afortunadamente, el impacto terminó ahí. Además de una ola de dolor en su pecho, él no recibió muchas heridas.

“Uf…… ¿Finalmente terminó?” De pie en medio de las llamas que aún ardían, Yun Che levantó su cabeza y miró hacia el cielo a medida que dejaba escapar un largo suspiro de alivio. Los gritos de fénix se habían detenido por completo, y finalmente no hubo signos de las siluetas de fénix en el cielo. En ese momento, él comenzó a admirar al ancestro que Feng Baichuan había

mencionado. Con el cuerpo de un humano común y la cultivación del Profundo Reino Espíritu, él en realidad fue capaz de pasar esa formación de fénix incomparablemente aterradora que él acababa de experimentar antes; él definitivamente fue un súper-genio increíblemente talentoso.

Las llamas gradualmente ardían cercanas y la segunda prueba también había finalmente terminado. Más que decir que Yun Che pasó, sería mejor decir que él usó su físico especial para soportar enérgicamente a través de ello. En este momento, la escena delante de sus ojos comenzó a distorsionarse hasta volverse más y más oscura. Yun Che estaba a punto de comenzar a observar el escenario de la tercera prueba cuando se dio cuenta de que todo en frente de sus ojos ya se había vuelto muy negro.

Siguiendo esto, un par de ojos dorados se abrieron dentro el mundo muy oscuro. La voz del espíritu del fénix resonó dentro su mente.

“Eso me sorprendió; tú en realidad posees un físico especial que es impávido de las llamas. Si no estoy equivocada, el aura primordial del Dios Maligno reside dentro de tu cuerpo.”

“Eso es correcto.” Yun Che asintió. En lo que respecta al espíritu del fénix siendo capaz de discernir el aura del Dios Maligno, dentro de las profundidades de su corazón, él no estaba sorprendido.

Después de todo, el Fénix y el Dios Maligno eran ambos parte de la raza dios primordial.

“El Dios Maligno no se alínea con cualquiera de los elementos, pues él es en realidad el némesis de todos los elementos. Pero nadie se puede comparar al Dios Maligno en términos de familiaridad y capacidad de ejercer los elementos. Si tú de algún modo lograste heredar por completo los poderes del Dios Maligno, entonces no sólo el fuego, incluso el agua, viento, trueno, tierra, dominio, dimensión, espíritu… Todo sería sometido por ti, y nunca serían capaz de traerte daño.”

Yun Che: “…”

“Pasaste las dos etapas anteriores, no porque tuviste la fuerza suficiente, sino a causa de tu físico especial. Aunque esto es trampa, pasar es pasar; no tengo derecho a negar eso. Sin embargo, esta tercera prueba: Corrupción de la Llama del Corazón, es una prueba del corazón que es ajeno a las llamas. Las ventajas de tu cuerpo son así anuladas, y esta tercera prueba es también la prueba más difícil de pasar. En estos incontables años, la cantidad de retadores que han pasado las primeras dos pruebas la cantidad es trescientos veintinueve. Pero los que pasaron la tercera prueba… La cantidad es de solamente siete personas.”

“¿Siete?” Yun Che se asombró de inmediato.

Aunque él pasó las dos primeras pruebas con bastante facilidad con su condición de trampa, él claramente había presenciado el horror de las dos primeras pruebas mismo tiempo. Aquellos que fueron capaces de pasar las dos pruebas mientras están en el Profundo Reino Espíritu eran sin duda todos genios inigualables. En cuanto a aquellos en el Profundo Reino Verdad, no había ni siquiera la posibilidad de que pasen.

¿¡Y fue precisamente dentro estos genios extraordinarios, que únicamente dos de un centenar de ellos eran capaces de pasar la tercera prueba!?

¿Esta tercera prueba, cuán aterradora podría ser?

“Sin embargo, no necesitas estar demasiado nervioso. La tercera prueba es una prueba del corazón. No involucra el enfrentamiento, sino en cambio involucra las opciones dentro de tu corazón. Si eres bastante firme en la búsqueda por poder, entonces incluso si posees un débil poder profundo, hay una posibilidad de que puedas pasar fácilmente. Por otro lado, si no posees suficiente determinación, entonces pasar tu vida en el mundo mundano también podría ser una opción. Después de todo, el poder no lo es todo en la vida.”

“Tú, ¿estás preparado?”

¿Prueba del corazón?

Como un hombre de dos vidas, después de experimentar el límite de vida y muerte muchas veces, él debería estar lo menos asustado de qué fuera una prueba para el corazón, ¿no?

‘Prueba del corazón’; estas pocas palabras causaron que el corazón de Yun Che se vuelva tranquilo. Incluso cuando se enfrentaba a la extremadamente baja tasa de aprobación que el espíritu del fénix había mencionado, él no estaba tan nervioso como cuando se enfrentó a las dos primeras pruebas. Sin ninguna vacilación, Yun Che inmediatamente asintió: “Empecemos.”

“Como desees… Te deseo éxito.”

Los ojos del espíritu de fénix desaparecieron y el mundo muy oscuro comenzó a distorsionarse una vez más. Yun Che sintió como si su cuerpo había sido arrastrado por una tormenta y comenzó a flotar dentro del espacio distorsionado. Él cerró sus ojos y murmuró en su corazón: “Déjame ver lo que esta prueba del corazón es exactamente. La única cosa que puede realmente romper mí estado mental…. No debe existir nunca más.”

Dentro la oscuridad, él podía sentir su conciencia comenzar gradualmente a difuminarse. Esto le causó abrir de pronto sus ojos alertadamente, pero la pesadez en su mente era irresistible. Su visión y conciencia se hicieron más y más borrosas hasta que su mente se tranquilizó por completo.

Cuando recobró la conciencia, ligeros dolores transmitidos desde varias partes de su cuerpo. Su cuerpo estaba extremadamente débil, como si se recuperara de severas heridas. La punta de su nariz desbordó con un ligero olor de sangre… Ese fue el olor de su propia sangre.

¿Qué está pasando? ¿Por qué mi cuerpo está tan débil? Es como si acabara de recibir serias heridas… También, este sentimiento, este aroma… ¿Por qué parece tan familiar?

Él abrió sus ojos lentamente. Dentro de su vista gradualmente aclarando, él se dio cuenta de dónde estaba. Era una cabaña de bambú muy simple que contenía unas pocas mesas simples. Una mesa pequeña también estaba hecha de bambú y su superficie estaba cubierta con todo tipo de botellas de medicina y gasas. Otra mesa unida estaba abastecida con todo tipo de instrumentos de curación, así como también pilas de tela blanca manchada con sangre fresca.

Un aroma fuerte de medicina y sangre permeaba a lo largo de toda la habitación. Solo la manta delgada cubriendo su cuerpo despedía una ligera y cálida fragancia. Mirando a través de la simple ventana de bambú, él vio una cadena en la cual una fila de ropa de hombre colgaba… Estas ropas estaban cubiertas con capas de parches. Aunque habían pasado por una minuciosa limpieza, debido a las pesadas manchas de sangre, todavía conservaban un débil rastro de sangre después haberse secado.

En el momento que su conciencia se aclaró por completo, como si golpeado por un rayo, Yun Che abruptamente se sentó en la cama. Su mirada inexpresiva miraba fijamente a la escena delante de él. Su corazón era como un pequeño bote en el medio de una tormenta; meciéndose salvajemente….

Este lugar es… Este lugar es..

Bookmark(0)
ATG Capitulo 109 Oda Mundial del Fénix - Fragmentos (4)
ATG Capitulo 111 Oda Mundial del Fénix - Fragmentos (6)